El arco iris ondea frente al Capitolio

Miles de estadounidenses defienden en Washington los derechos de los homosexuales

Washington / Madrid - 11 oct 2009 - 20:24 UTC

Horas después de que el presidente de EE UU y Premio Nobel de la Paz, Barack Obama, tratara este sábado de reconquistar al colectivo homosexual con una apasionada defensa de su compromiso con la lucha por la igualdad de derechos, miles de manifestantes han marchado este domingo por el centro de Washington para defender los derechos de los gays y lesbianas.

Organizada por la Campaña pro Derechos Humanos, la mayor organización en defensa de los derechos de los homosexuales en EE UU, la manifestación se dirigió a la Casa Blanca y el Capitolio, sede del Congreso, bajo el lema "Igualdad de derechos en todos los Estados Unidos".

Este sábado, durante un discurso con motivo de la cena anual organizada por la asociación, Barack Obama había manifestado su interés en ayudar a un colectivo que le apoyó decisivamente en las elecciones del pasado año y que de forma reiterada ha expresado su frustración por lo que consideran unos mínimos avances en favor de sus intereses. "Mi compromiso con vosotros es inquebrantable, no dudéis de los avances que vamos a lograr, estoy con vosotros en esta lucha", aseguró Obama entre ovaciones. El presidente de la asociación, Joe Solmonese, se ha atrevió, incluso, a calificar la noche de "histórica".

Más información

Al igual que ya había hecho en ocasiones anteriores, Obama reiteró nuevamente su promesa de eliminar la política actual hacia los homosexuales en las Fuerzas Armadas. La ley actual, aprobada en 1993 durante la presidencia de Bill Clinton y conocida como don't ask, don't tell (tú no preguntas, yo no te cuento) permite que los homosexuales puedan servir en las Fuerzas Armadas siempre y cuando no revelen su orientación sexual.

En cuanto al espinoso aspecto del matrimonio entre personas del mismo sexo, el mandatario, que el pasado junio había ampliado tímidamente ciertos derechos a las parejas de los funcionarios gays , aseguró que se avanza para revocar la llamada Ley de Defensa del Matrimonio, que discrimina a los homosexuales en cuanto al reconocimiento de sus bodas y derechos para las parejas. "Terminaré con esto", insistió, "y llegará el momento en el que nosotros como nación finalmente reconozcamos las relaciones entre dos hombres o entre dos mujeres como tan justas, reales y admirables como las relaciones entre hombres y mujeres".

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites

Suscríbete aquí
AP
Obama terminará con la política del "tú no preguntes y yo no te lo cuento"AGENCIA ATLAS

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50