Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Obama: "EE UU es mucho mejor que lo que hemos vivido en los últimos ocho años"

El senador por Illinois asegura al aceptar la nominación demócrata que su rival John McCain representa una continuación de la "errática política de George W. Bush"

Obama, Biden y sus esposas recorren la pasarela del escenario en el estadio Invesco de Denver en la última jornada de la convención demócrata.
Obama, Biden y sus esposas recorren la pasarela del escenario en el estadio Invesco de Denver en la última jornada de la convención demócrata. AFP

Barack Obama ha dado este viernes un paso histórico al aceptar la nominación demócrata a la Casa Blanca, tras una larga ovación de las 75.000 personas que abarrotaban el estadio Invesco de Denver, en Colorado. En su esperado discurso (ver alocución completa), el senador ha reiterado que "el sueño americano ha sido amenazado" tras ocho años de Gobierno del presidente George W. Bush y ha querido transmitir el mensaje de que su rival republicano, John McCain, representa una continuación de la "errática política que ha hundido la economía del país". "John McCain ha votado con Bush el 90% de las veces. No sé vosotros, pero yo no estoy dispuesto a apostar que la posibilidad de cambio sea del 10%", ha recalcado.

Obama ha comenzado agradeciendo el apoyo de su gran rival Hillary Clinton y su marido el ex presidente Bill Clinton. La alocución del senador demócrata ha sido la más importante de su campaña hasta la fecha. Justo 45 años después de que Martin Luther King pronunciase su famoso discurso Yo tengo un sueño en Washington, emblema del movimiento de los derechos civiles estadounidenses, Obama ha encontrado la oportunidad perfecta para presentarse a los estadounidenses y aprovechar el momento para criticar las propuestas de McCain, que le ha comido terreno en las últimas encuestas. "Estamos aquí porque amamos demasiado a este país como para intentar que los próximos cuatro años no sean como los ocho últimos". Por ello, el candidato ha sido categórico al afirmar que "es el momento de cambiar EE UU y por eso me presento al cargo de presidente".

El senador por Illinois ha destacado de su rival en la carrera por la Casa Blanca su gran servicio al país como miembro del Ejército. No obstante , en opinión del nuevo candidato demócrata, "McCain no es presidente indicado para este país porque su labor será una extensión de la política que Bush ha desarrollado en la Casa Blanca durante los últimos ocho años".

"La política exterior de Bush y McCain ha despilfarrado el legado construido por generaciones de americanos -demócratas y republicanos-, y nosotros nos disponemos a recomponer ese legado", ha continuado Obama, quien ha sostenido, sin embargo, que "McCain no se mofa de la situación actual de EE UU, más bien parece que no entiende la realidad que nos ha tocado vivir".

Propuestas de futuro

Dentro del programa que Obama presenta para conseguir la victoria en noviembre, las grandes promesas han ido acompañadas de anuncios más pragmáticos y en clave doméstica. Así, el candidato ha lanzado un mensaje de optimismo a la primera potencia del mundo, aún convaleciente del revolcón de la crisis financiera desatada a raíz de la quiebra de las llamadas hipotecas basura.

Obama ha defendido que tiene que haber profundos cambios en la economía y en la política energética y ha prometido que en 10 años se acabará la dependencia del petróleo en Oriente Medio. "La creencia de que podemos lograr todo lo que nos propongamos es lo que ha caracterizado a este país. Pero ahora esta creencia está en peligro, porque estamos en un momento de guerra, nuestra economía está agitada, y el sueño americano está, de nuevo, bajo amenaza", ha destacado.

Respecto a las políticas sociales, Obama ha asegurado que "ahora es el momento de proteger a la población de este país, con la recuparación del empleo, una atención sanitaria adecuada y unos salarios justos". El candidato demócrata también ha prometido una bajada de impuestos.

En política militar, ha asegurado que "como comandante en jefe, yo no dudaré jamás en defender este país, pero solamente enviaré a nuestros soldados a arriesgar sus vidas por una misión clara y con el convencimiento sagrado de que tienen todo el equipo necesario para combatir y que se beneficiarán de todas las ayudas que se merecen cuando vuelvan". Obama ha subrayado que "Estados Unidos necesita un presidente que mire hacia el futuro y no prolongue los errores del pasado".

También ha lanzado un mensaje esperanzador y ha defendido la vigencia del sueño americano: "no importa la raza, la procedencia, si nos unimos el sueño américano será uno". "Estados Unidos debe luchar por ese sueño, porque no hay vuelta atrás".

Elogios de Al Gore

El ambiente del estadio Invesco de Denver se ha ido caldeando a medida que se acercaba la hora del discurso de Obama. El candidato demócrata ha comenzado su alocución pasadas las 4.00 de la madrugada (hora peninsular española) ante una audiencia entregada, que desde hacía horas llenaba las gradas del recinto dentro de un ambiente festivo.

Los primeros en abrir el fuego de los discursos más significativos de la jornada han sido el gobernador de Nuevo México, Bill Richardson, y el ex vicepresidente con Bill Clinton y ex candidato a la Casa Blanca en 2000, Al Gore. El político demócrata, que manifestó su apoyo a Obama apenas acabado el poceso de primarias, ha declarado que EE UU se encuentra ante una oportunidad única e histórica para elegir a Obama como presidente. Gore ha repetido varias veces que "es el tiempo del cambio" y que elegir a McCain sería un gran error para el país porque sería prolongar cuatro años más "las malas políticas de Bush". Gore ha reconocido que la carrera entre McCain y Obama será muy apretada ya que el cambio que propone el candidato demócrata aterra a "los defensores de la situación actual".

Tras Gore, ha irrumpido en el escenario del estadio de los Denvers Broncos Joe Biden, compañero de candidatura de Obama. El senador por Delaware ha declarado que "todos estamos aquí para ofrecerle esperanza a esta país y apoyar a nuestro próximo presidente, Barack Obama". Biden ha prometido que él y Obama "trabajaran duro por EE UU en la Casa Blanca".

El discurso de Obama ha sido histórico por muchos aspectos. El lugar, el aniversario de Luther King y porque en la tradición política estadounidense es muy raro que el discurso de aceptación de la candidatura se pronuncie en un recinto fuera de la convención. El último que lo hizo fue John F.Kennedy en 1960, en Los Angeles Colisseum.