Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La policía de EE UU busca a un asesino en serie que imita al 'francotirador del tarot'

Se trata de un hombre blanco que conduce un camión de color negro al que se le imputan tres muertes en cinco días

La policía de EE UU busca a un asesino en serie que imita al 'francotirador del tarot'

Unidades especiales de la policía de Charleston, en Virginia Occidental, y agentes federales estadounidenses han estrechado hoy el cerco al área donde se sospecha se ha refugiado un sospechoso de tres asesinatos en serie que parece imitar al francotirador del tarot. La policía busca a un hombre blanco que conduce un camión de color negro y cree que su captura "es cuestión de tiempo".

Un portavoz de la policía de Charleston ha explicado a los periodistas que el asesino mató, en sólo cinco días, a tres personas en el área de Charleston. Así, dos disparos realizados a distancia acabaron el jueves con la vida de un hombre y de una mujer en el plazo de una hora y a sólo 15 kilómetros de distancia. El tercer asesinato, del mismo tipo y con munición muy parecida, se cometió el pasado domingo. La primera de las víctimas fue alcanzada mientras realizaba una llamada en un teléfono público. La mujer estaba poniendo gasolina y el hombre que murió el jueves estaba en la puerta de una tienda ubicada a unos 30 kilómetros al este de Charleston. La policía teme que este asesino pudiera intentar llevar a cabo más asesinatos.

El servicio telefónico de emergencia -el 911-, ha recibido, desde el jueves pasado, 200 llamadas telefónicas y pistas relacionadas con los dos últimos asesinatos ocurridos en las cercanías de la tienda Speedway, en Campbells Creek, y la tienda Go-Mart, en el área de Cedar Grove. La policía busca a un hombre blanco que conduce un camión de color negro, ha señalado Phil Morris, subjefe de la oficina del alguacil del condado de Kanawha.

Más ayuda de Washington

Los casquillos de bala recogidos de la escena de los asesinatos están siendo analizados en los laboratorios de la policía del Estado de Virginia Occidental y, al parecer, tienen características similares, según Morris, que ha indicado que en ese caso "podríamos estar frente a la amenaza de un asesino en serie". Ante esta situación, "se podría pedir la ayuda de especialistas del Gobierno de Washington".

Agentes de Charleston de la Oficina Federal de Investigaciones (FBI) ya están colaborando en la búsqueda del sospechoso, pero podrían ser necesarios más especialistas de esa institución si se determina que las balas fueron disparadas con la misma arma, ha añadido Morris. Los asesinatos empezaron hace ocho días con la muerte de Gary Carrier, de 34 años, del sur de Charleston; seguido del de Jeanie Patton, de 31, y de otra persona de 26 años, el pasado jueves.

Morris explicó que la oficina del alguacil del condado, la policía de Charlerston, las autoridades estatales y el FBI han establecido un comando unificado de investigación en el edificio de la Guardia Nacional de la ciudad donde han ocurrido los tres asesinatos. Unidades policiales reforzadas llevan a cabo una patrulla constante para buscar al sospechoso y además garantizar la seguridad de los asustados habitantes. Durante tres semanas de octubre de 2002, el área metropolitana de Washington vivió una oleada de violencia desatada por un francotirador conocido como el asesino del Tarot, que asesinó a 13 personas. El caso finalizó con la detención de dos sospechosos. El supuesto asesino mata también a distancia y al azar.