Enrique de Inglaterra recuerda a su madre, Lady Di, a días del 25º aniversario de su muerte: “Nunca será olvidada”

El hijo de la princesa, fallecida en París en agosto de 1997, asegura que celebrará en familia la efeméride. Se refiere con ello a su mujer y a sus hijos, pues no hay ningún acto conjunto previsto junto a su hermano

Enrique de Inglaterra junto a su mujer Meghan Markle en una visita a la sede de la ONU, en Nueva York, EE UU, el pasado mes de julio
Enrique de Inglaterra junto a su mujer Meghan Markle en una visita a la sede de la ONU, en Nueva York, EE UU, el pasado mes de julioMichael M. Santiago (Getty)

El príncipe Enrique de Inglaterra ha hablado del legado de su madre, Diana de Gales, a pocos días de que se cumpla el 25º aniversario de su muerte. “Quiero que sea un día lleno de recuerdos sobre su increíble trabajo, y de amor por la forma en que lo hizo”, ha declarado el duque de Sussex, de 37 años, en un partido de polo benéfico celebrado en Aspen, EE UU, a finales de la semana pasada, a pocos días de conmemorarse la muerte de la princesa. El acto estaba organizado por Sentebale, la ONG que Enrique fundó en 2006 con el Príncipe Seeiso de Lesoto para ayudar a los niños de África. “Lo hicimos en honor a nuestras madres”, dijo en el escenario. En sesotho, la lengua de los basutos, la palabra sentebale significa “no me olvides”. “La semana que viene es el 25º aniversario de la muerte de mi madre, y desde luego nunca será olvidada”, señaló el duque de Sussex. “Quiero que sea un día para compartir el espíritu de mi madre con mi familia, con mis hijos, a los que le gustaría haber conocido”,

Las referencias a la familia de estas declaraciones son suficientemente ambiguas para que se deje entrever que no hacen referencia a su hermano, Guillermo de Inglaterra, con quien está enfrentado desde hace un par de años, cuando decidió hacer una nueva vida lejos de la familia real británica. Guillermo tenía 15 años y Enrique 12 cuando la princesa Diana murió en un accidente de coche el 31 de agosto de 1997.

El diario The Telegraph informa de que los hijos de la princesa Diana celebrarán el aniversario de su muerte “en privado y por separado”. No habrá siquiera, según informa este rotativo, una declaración conjunta, como sí lo hubo hace un año (entonces la princesa habría cumplido 60 años), cuando la distancia entre ambos era ya evidente. Entonces inauguraron la estatua de la princesa que ahora se encuentra en los jardines de Kensington. Sin embargo, el acto, en el que muchos quisieron ver una reconciliación, fue incómodo y extraño. Ambos acudieron solos, sin sus respectivas mujeres. Guillermo dijo entonces, hablando en nombre de ambos, que no volverían a participar en una conmemoración pública de su madre.

Enrique de Inglaterra ante el improvisado altar en honor a su madre, la princesa Diana, en Kensington Palace, el 30 de agosto de 2017.
Enrique de Inglaterra ante el improvisado altar en honor a su madre, la princesa Diana, en Kensington Palace, el 30 de agosto de 2017.Karwai Tang (Getty)

“Enrique y Guillermo apenas se hablan desde el Megxit”, recordaba este mes el tabloide The Sun, aludiendo (con un término que algunos tildan de machista) a la decisión de Enrique y su esposa, la actriz estadounidense Meghan Markle, de 41 años, de tomar distancia con la familia real y abandonar Inglaterra en 2020. Lo hicieron entre acusaciones de racismo que fueron desmentidas categóricamente por Guillermo, de 40. Los duques de Sussex viven desde entonces en California con sus hijos, Archie y Lilibet. Sus visitas a Inglaterra son escasas.

La última vez que las dos parejas coincidieron fue por las celebraciones del Jubileo de Platino a principios de junio, pero entonces consiguieron esquivarse en los actos públicos y no trascendió ninguna foto conjunta. No se les vio en el balcón del palacio de Buckingham, y en la iglesia de San Pablo se sentaron muy alejados del núcleo de la familia real. Incluso volvieron a EE UU antes de que terminaran las celebraciones.

La pareja va a volver estas semanas a Inglaterra, pero no para celebrar ningún acto en honor de Lady Di. Lo harán para asistir a la cumbre One Young World en Manchester, de la que Markle es consejera. El evento tendrá lugar el próximo 5 de septiembre; después acudirán brevemente a otro evento en Alemania para volver después a Inglaterra, a la gala de los Well Child Awards, el 8 de septiembre.

La web Page Six aseguraba que Enrique y Meghan encontraron las celebraciones del Jubileo de Platino “difíciles”, así que habrían declinado asistir este verano al castillo de Balmoral, lugar de descanso estival de Isabel II y al que suele acudir a lo largo de distintos momentos de julio y agosto toda la familia real británica. Hay algunos medios británicos que dudan, incluso, de que fueran invitados. La última vez que los duques de Sussex pasaron por este conocido castillo escocés fue en 2018. Se espera que la pareja se aloje en Frogmore Cottage, en Windsor, donde han recalado en sus últimas visitas. Los duques rehabilitaron esa casa tras su boda, y pretendían vivir en ella, pero tras la millonaria reforma se marcharon a Montecito, California. Ahora la ocupa Eugenia de York, hija de Andrés de Inglaterra y buena amiga de su primo Enrique, al que parece que dará alojamiento los próximos días.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS