Guillermo de Inglaterra, Kate Middleton y sus hijos felicitan la Navidad desde Jordania

Los Cambridge comparten su felicitación de fin de año posando en el país en el que la duquesa pasó dos años de su infancia a mediados de los ochenta

La felicitación navideña de los duques de Cambridge, donde aparecen Guillermo y Kate con sus hijos Jorge (arriba a la derecha), Carlota (abajo a la izquierda) y Luis (abajo a la derecha) en Jordania a principios de 2021.
La felicitación navideña de los duques de Cambridge, donde aparecen Guillermo y Kate con sus hijos Jorge (arriba a la derecha), Carlota (abajo a la izquierda) y Luis (abajo a la derecha) en Jordania a principios de 2021.HANDOUT (AFP)

Unos años más cerca de Navidad; otros, filtrada; otros, más posada; pero siempre en familia. La felicitación navideña de los duques de Cambridge no falla año tras año. Guillermo y Kate no son los únicos protagonistas del christmas anual que hacen público y envían a sus allegados, sino que hacen a sus hijos partícipes de la situación. Y este año los tres hijos del matrimonio acaparan la atención, pero no solo ellos: el entorno también tiene un significado importante.

Porque para despedir al convulso 2021, el heredero del heredero al trono de Inglaterra y su esposa han escogido un paisaje muy distinto al de la clásica campiña británica. Han optado por Jordania. Los duques posan con un fondo de la piedra rojiza tan característica del desierto jordano al que, al parecer, viajaron a principios de año en lo que debió ser un viaje privado y no oficial, puesto que no había sido comunicado hasta ahora. Se desconoce la localización exacta donde se tomó la fotografía, y tampoco se sabe quién es el autor de la misma.

Jordania es un destino particularmente especial para los Cambridge, en concreto para Kate Middleton. La duquesa pasó allí parte de su infancia porque sus padres, que trabajaban como tripulantes de British Airways, estuvieron destinados en la capital, Amán. Allí vivieron desde la primavera de 1984 y hasta 1986, cuando retornaron a Reino Unido y se asentaron en Berkshire. La pequeña Kate acudió allí a la escuela infantil, puesto que tenía entre dos y cuatro años en aquella etapa.

Kate Middleton (de pie) junto a su padre y su hermana pequeña, Pippa, ante las ruinas de la ciudad de Jerasa, en Jordania, a mediados de los años ochenta.
Kate Middleton (de pie) junto a su padre y su hermana pequeña, Pippa, ante las ruinas de la ciudad de Jerasa, en Jordania, a mediados de los años ochenta.FAMILIA MIDDLETON/AP

Además, en verano de 2018 Guillermo acudió al país durante una visita oficial y quedó prendado de él. Tanto que allí mismo prometió que algún día regresaría a él con sus hijos. Entonces acababa de nacer el más pequeño de los tres, Luis, y por eso Kate no pudo acompañarle, una situación por la que él pidió disculpas y sacó a colación aquella estancia de Kate en el país. “Ella y su familia recuerdan con gran cariño los casi tres años que pasaron aquí cuando era una niña [...] La experiencia de Catalina no es única: el intercambio entre nuestros dos países es real y profundo: trabajo, estudios, turismo y vínculos familiares. Nuestros lazos históricos y amistad juegan un papel clave en las vidas de miles de personas que consideran ambos países como su hogar”.

Parece que la ahora duquesa ha querido regresar al mismo lugar con sus hijos. Entre la piedra posan los cinco, vestidos con colores similares. Guillermo y Kate visten de color caqui, igual que su primogénito, el príncipe Jorge, de ocho años, sentado al lado de su madre. Delante de ellos están los más pequeños de la familia, Carlota, de seis años, y Luis, de cuatro, ambos vestidos de azul y blanco.

La pose, los colores y el tipo de retrato tienen una continuidad con lo que es habitual en los Cambridge en sus celebraciones navideñas. El año pasado, los duques y sus hijos posaron en Anmer Hall, su finca de Norfolk, sonrientes, con ropa informal y grandes montones de leña apilada tras ellos, en una fotografía de Matt Porteous que pretendía ser un reflejo de vida campestre, informal y sencilla. En 2019 no publicaron felicitación, sino que se filtró. Una oficial del Ejército del Aire, parte de las Reales Fuerzas Armadas y con la Orden del Imperio Británico, publicó la foto familiar en un tuit que luego, ya demasiado tarde, borró. En 2018, con Luis con apenas unos meses de edad, el pequeño, sus padres y sus hermanos posaron sobre un árbol también en su finca de Norfolk. En la Navidad de 2017 ya se conocía el embarazo de Kate Middleton, pero no quedaba aún reflejado en la fotografía familiar, elegida ese año, donde los duques y sus dos hijos posaban en un retrato más oficial, con trajes formales (todos en azul) y fondo blancos. Entonces Kate estaba encinta de solo cinco meses y apenas había rastro del futuro bebé.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Sobre la firma

María Porcel

Coordinadora de Gente y Estilo de Vida, es licenciada en Periodismo y Comunicación Audiovisual y Máster de la Escuela de Periodismo UAM-El País. Lleva más de una década vinculada a EL PAÍS, pasando por Cadena Ser, SModa y El HuffPost. También ha escrito para Vanidad, Business Insider o Marie Claire.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS