Mainat

Josep María Mainat pide respeto por sus hijos en un comunicado

El productor catalán, víctima de un presunto intento de asesinato por parte de su esposa, ha manifestado: “Que Ángela sea la madre de mis dos hijos pequeños hace para mí especialmente dolorosa esta situación”

El empresario Josep Maria Mainat, en Barcelona.
El empresario Josep Maria Mainat, en Barcelona.Europa Press

El productor televisivo Josep Maria Mainat ha pedido que cese la “persecución mediática” y los “juicios paralelos” a su familia y que se respete la intimidad de sus hijos tras el supuesto intento de homicidio por parte de su exmujer, en una situación que vive de forma “especialmente dolorosa”. En un comunicado, Mainat ha mostrado su confianza en la Administración de Justicia y ha negado además que esté siendo investigado por maltrato físico o psíquico a su exesposa Àngela Dobrowolski, ya que el juez rechazó las medidas de protección que solicitó su exmujer, ante lo que ha pedido el archivo de la causa.

“Pese a la extraordinaria gravedad de los hechos, en los que tengo la condición de víctima, especialmente la causa seguida contra Àngela Dobrowolski por presunto intento de asesinato, el hecho de que Àngela haya sido mi esposa durante nueve años y sea la madre de mis dos hijos pequeños hace para mí especialmente dolorosa esta situación, que espero se resuelva lo antes posible por la vía judicial”, apunta el exmiembro de La Trinca. Mainat asegura que su prioridad ha sido siempre la protección de sus hijos pequeños, para quienes intenta garantizar su bienestar emocional y la defensa de su intimidad. “Esto ahora me está resultando especialmente difícil debido al trato que determinados medios de comunicación están dando a los hechos que nos afectan, en forma de especulaciones, persecución y juicios paralelos, que están afectando de manera grave a toda mi familia, especialmente a mis hijos pequeños”, denuncia.

Mainat indica en el comunicado que en el último mes ha cambiado de domicilio en tres ocasiones para aislarse junto a sus hijos de la “persecución mediática” y denuncia que esto “no es recomendable para unos pequeños que ya empiezan a preguntarse qué está pasando”. “Además, suponiendo que (los medios) descubriesen dónde estamos, solo pasarían dos cosas: una, que tampoco declararía nada y dos, que nos tendríamos que volver a cambiar de domicilio. Por favor, no lo hagáis”, pide el productor televisivo.

Según Mainat, los “conflictos judiciales” en que “desgraciadamente”están inmersos en estos momentos afectan únicamente” a su expareja ya él: “Confío plenamente en la administración de justicia, siendo los tribunales y solo ellos los que tienen que resolver los conflictos jurídicos y las diversas causas que actualmente se están tramitando”. Según ha informado esta semana el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC), la exesposa de Mainat lo denunció en dos ocasiones –por coacciones y por una agresión leve, respectivamente– cuando ya era investigada por intentar supuestamente matarlo inyectándole insulina para provocarle un coma, ya que el productor es diabético.

Sin embargo, Mainat aclara en la nota que no se está instruyendo ningún procedimiento penal en el que se le atribuya ningún maltrato físico o psíquico a su exmujer. En concreto, detalla que el juzgado de violencia contra la mujer de Barcelona recibió el 11 de julio una denuncia de su expareja en su contra, solicitando protección por un delito de coacciones y de revelación de secretos y que, tras tomar declaraciones, el 29 de julio, el juez denegó la orden de protección solicitada. Además, subraya que su abogada presentó el pasado 17 de septiembre un escrito al juzgado pidiendo el archivo definitivo de la causa “al no existir ningún nuevo indicio que sustente la continuación del proceso” en su contra.

Más información

Lo más visto en...

Top 50