LA CRISIS DEL CORONAVIRUS

El Govern amplía las restricciones sociales a Vic y Manlleu por el auge de contagios

El Procicat prorroga las limitaciones de aforo y actividad en Girona, Salt, varios municipios de La Noguera y el área metropolitana de Barcelona

Protesta de los médicos residentes MIR de Cataluña en la Plaza Sant Jaume de Barcelona.
Protesta de los médicos residentes MIR de Cataluña en la Plaza Sant Jaume de Barcelona.MASSIMILIANO MINOCRI / EL PAÍS

Más restricciones sociales para contener la pandemia. Con la curva epidémica estancada en altos niveles de riesgo —80 casos por 100.000 habitantes en la última semana y peligro de rebrote elevado—, el Govern ha decidido ampliar las limitaciones de aforo y actividad a dos municipios de la comarca de Osona con altos niveles de transmisión del virus: Vic y Manlleu. El Procicat, el órgano de la Generalitat encargado de coordinar la respuesta a la pandemia, ha decidido reducir la actividad social y limitar los contactos en sendas poblaciones durante, al menos, 15 días, para atajar las cadenas de transmisión en la zona. El Govern prorrogará también unas restricciones similares en Girona, Salt, varios municipios de La Noguera, Barcelona y el área metropolitana de la capital catalana. Por su parte, el municipio tarraconense de Reus, que ha reducido su nivel de riesgo después de imponer limitaciones sociales, quedará libre de restricciones.

Tanto Vic como Manlleu arrastran una curva epidémica al alza. La capital de la comarca de Osona tiene una incidencia acumulada en la última semana de 207 casos por 100.000 habitantes, casi tres veces más que la media catalana. Además, la velocidad de reproducción de la enfermedad (la Rt, que mide a cuántas personas contagia, de media, un infectado) está en 1,44, un nivel superior a lo que recomiendan las autoridades sanitarias (siempre por debajo de 1) para mantener bajo control la transmisión. Manlleu, que ha realizado cribados masivos en el municipio y en dos colegios de su entorno para detectar precozmente casos asintomáticos, repite el patrón de Vic aunque con cifras todavía más elevadas: la incidencia es de 472 casos por 100.000 en los últimos siete días, la Rt está en 1,2 y el nivel de riesgo de rebrote es 10 veces más alto que la media de Cataluña.

Con este escenario sobre la mesa, el Procicat ha decido ampliar a estos municipios las restricciones sociales: además de que se prohíben las reuniones sociales, públicas o privadas, de más de seis personas —esta medida, de hecho, está instalada en toda Cataluña—, se limita el aforo de actos religiosos o ceremonias (bodas, bautizos, velatorios) a un máximo de 10 personas. Tampoco se podrá usar la barra de los bares, el servicio siempre tiene que ser en mesa y el interior de los locales solo se ocupará al 50%. Las actividades culturales, como cines y teatros, tendrán un aforo reducido al 70% y los locales deportivos (gimnasios), al 50%. Estas mismas medidas son las que se están aplicando en zonas como Girona, Salt, varios municipios de La Noguera o la primera corona metropolitana, unos territorios en los que el Govern ha decidido mantener, al menos 15 días más, las restricciones. En La Cerdanya también se han implantado limitaciones de aforo y movilidad.

Aunque la curva epidémica en Cataluña no ha subido y todavía está muy lejos de la situación que reflejan otras zonas como Madrid, el secretario de Salud Pública de la Generalitat, Josep Maria Argimon, advirtió el martes de que no se puede bajar la guardia. Argimon auguró que la curva irá serpenteando en las próximas semanas, con subidas y bajadas constantes que impiden rebajar el nivel de alerta. En la última semana se han diagnosticado 6.195 nuevos casos y, aunque la presión asistencial aún no compromete a los hospitales, ya hay 802 personas ingresadas, 140 de ellas en cuidados intensivos.

El único lugar donde el Departamento de Salud ha rebajado el nivel de control es en Reus, que llevaba también varios días con las mismas restricciones que ahora se implantarán en Vic y Manlleu. En ese municipio, el riesgo de rebrote llegó a superar los 500 puntos (a partir de 100, el peligro de crecimiento potencial del virus es alto): en la última semana ha estado en 234 y la incidencia en 100 casos por 100.000 habitantes, unos niveles todavía elevados, pero muy por debajo de las cifras que se llegaron a alcanzar en la zona.

Las nuevas medidas entrarán en vigor en cuanto se publiquen en el Diario Oficial de la Generalitat de Cataluña y tendrán una duración de, al menos, 15 días.

Información sobre el coronavirus

- Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

- Así evoluciona la curva del coronavirus en España y en cada autonomía

- Descárguese la aplicación de rastreo para España

- Buscador: La nueva normalidad por municipios

- Guía de actuación ante la enfermedad


Lo más visto en...

Top 50