La crisis del coronavirus

El riesgo de expansión del virus se atenúa en Cataluña

La comunidad autónoma reduce el peligro de rebrote, que baja por segundo día consecutivo, pero suma 14 nuevos fallecidos

Varias personas esperan su turno para realizarse una PCR durante el cribado masivo en Manlleu este viernes.
Varias personas esperan su turno para realizarse una PCR durante el cribado masivo en Manlleu este viernes.Susanna Sáez / EFE

La curva epidémica en Cataluña echa ligeramente el freno después de la tendencia al alza de la semana pasada. El índice de riesgo de rebrote, que mide el crecimiento de la epidemia y los posibles nuevos casos a 14 días, ha bajado y, después de cerrar la semana en torno a los 200 puntos, este lunes se ha reducido a 172,35. En cualquier caso, la cifra sigue siendo muy alta y la Rt, que es el indicador que mide la velocidad de expansión del virus, continúa por encima de los parámetros que recomienda la comunidad científica para controlar la epidemia. Los expertos piden no bajar la guardia y recuerdan que el riesgo de rebrote y descontrol de la pandemia en Cataluña sigue siendo elevado.

Cataluña aguanta, a duras penas, el envite del virus. Entre el 18 y el 24 de septiembre, última semana de la que se tienen cifras, se registraron más de 6.000 nuevos infectados —una incidencia de casi 80 casos por 100.000 habitantes— y la velocidad de transmisión es de 1,07, lo que significa que una un positivo contagia, de media, a al menos una persona. Hay, además, 791 personas ingresadas en los hospitales catalanes, 134 de ellos en cuidados intensivos.

“Cataluña está en una situación inestable. No es tan grave o preocupante como Madrid, pero tenemos la sensación de que, aunque parece que estemos controlando la incidencia, si aflojamos, el virus se dispara. No creo que podamos relajar mucho el sistema”, avisa Toni Trilla, jefe de Medicina Preventiva del Hospital Clínic de Barcelona. Ante el aumento del riesgo de rebrote, el Govern intensificó la semana pasada las medidas de control de la pandemia y redujo de 10 a seis el máximo de personas que podía reunirse en encuentros sociales, tanto públicos como privados. Además, anunció la reducción de la cuarentena de los contactos estrechos de 14 a 10 días para facilitar el cumplimiento del aislamiento y evitar que potenciales infectados se salten el encierro.

La situación de la epidemia es desigual en Cataluña, aunque más del 80% de las comarcas catalanas se encuentran en riesgo alto de rebrote. De hecho, solo dos, la Alta Ribagorça y el Pallars Sobirà, de las más despobladas, tienen la situación epidémica controlada y un riesgo de transmisión del virus bajo. Otras cinco comarcas —Alt Penedès, Anoia, Baix Penedès, Garrigues y Ripollès— tienen un riesgo moderado. Las zonas con más amenaza de mala evolución de la pnademia son la Cerdanya, el Priorat, Osona, la Noguera, el Gironès, el Solsonès, Baix Ebre y Ribera d’Ebre. “El gran problema es que se nos dispare en Barcelona o el área metropolitana”, apunta Trilla.

El epidemiólogo advierte de que hay que mejorar el cumplimiento de las medidas de protección individual. “No hay que olvidar que nos contagiamos unos a otros. Si no tenemos la capacidad de hacer las cosas bien, nos infectaremos. De momento, aguantamos en las terrazas de los bares porque hace buen tiempo. Pero, a la que empiece a hacer frío y la gente prefiera estar dentro y se quite la mascarilla para comer con varias personas durante una hora en un sitio cerrado, el riesgo de contagio serán mayor”, valora el experto.

922 grupos confinados en escuelas

Las escuelas catalanas han registrado hasta este lunes 922 grupos confinados y cuatro centros cerrados por brotes —tres en Barcelona y uno en Lleida—, según ha informado el Departamento de Educación. Se trata, pues, de 133 aislamientos de grupo más que los registrados hasta el viernes pasado- Se mantienen confinadas, además, las guarderías Petit Montessori, la municipal de Gràcia, la Llar d’Infants La Florida de L’Hospitalet de Llobregat y la Bambarol de Almenar (Lleida).

Hay un total de 20.398 personas que pertenecen a la comunidad educativa en cuarentena: 18.860 alumnos, 1.349 docentes y personal interno, y 189 trabajadores externos.


Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50