Gobierno de España

Los ejes del plan de recuperación del Gobierno

Los cuatro vicepresidentes apuestan por la reforma de la Administración, la inclusión social, la transformación digital y la transición ecológica

De izquierda a derecha, los vicepresidentes del Gobierno Nadia Calviño, Carmen Calvo, Pablo Iglesias y Teresa Ribera. En vídeo los cuatro vicepresidentes presentan el plan.Foto: EFE | Vídeo: EP

Horas después de que el presidente Pedro Sánchez presentara el plan con el que pretende rescatar a España de la crisis y modernizar su economía han comparecido este miércoles sus cuatro máximos lugarteniente. Los vicepresidentes han aportado más detalles de un plan contempla una inversión de 72.000 millones para el trienio 2021-2023 y que tiene dos ejes principales: la transformación digital y la transición ecológica. Este plan financiado con la lluvia de millones que llegará de Europa es “una oportunidad que España no puede perder”, según la vicepresidenta Carmen Calvo.

El 33% de todos los fondos se destinará a la transformación digital, que se considera una herramienta clave para impulsar la economía y lograr retomar a finales de 2023 el nivel de actividad previo a la pandemia, según los pronósticos de la vicepresidenta tercera y ministra de Economía, Nadia Calviño.

Digitalización. En la carrera por la digitalización, España parte de un buen punto de salida. Calviño destacó la excelente calidad de las infraestructuras digitales y la existencia de empresas líderes en tecnología, energía, infraestructuras o servicios financieros y la buena situación del país en cuanto al despliegue del 5G.

Pero también hay muchas carencias, como la escasa digitalización de las pymes. Y ahí es donde el plan de recuperación pergeñado por el Gobierno puede aportar un avance. Las soluciones que propone Calviño están ya contenidas en el plan Agenda España Digital 2025 que Sánchez presentó el pasado julio. El objetivo de este plan, que prevé una inversión pública de 20.000 millones en el periodo 2020-2022, es impulsar la transformación mediante la garantía de conectividad digital, el despliegue del 5G, el refuerzo de la ciberseguridad, la digitalización de las Administraciones y de las empresas y el impulso de España como centro de producción audiovisual. En este sentido, Calviño ha destacado este miércoles el compromiso de asegurar una conectividad adecuada al 100% de la población, acabando con la brecha digital entre las ciudades y pueblos. “Es fundamental para la vertebración del país”, ha abundado la vicepresidenta.

El Gobierno prevé también aprobar un real decreto ley que debe reducir las barreras y cuellos de botella en la Administración para lograr una gestión más ágil y que respete las normas europeas y los principios de transparencia y rendición de cuentas.

Economía verde. Otro pilar del plan es la transición ecológica. Según ha recordado Sánchez este miércoles, más del 37% del programa de recuperación se destinará a inversión verde, como han establecido las instituciones europeas. Esos fondos europeos servirán para impulsar acciones como la movilidad eléctrica, la implantación de renovables, la rehabilitación de viviendas para hacerlas más eficientes o la restauración ecológica.

Para canalizar los fondos en las inversiones verdes, el Gobierno de Sánchez empleará en gran medida el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima, un documento estratégico que España envió a Bruselas en mayo. Este plan, diseñado antes de la pandemia, establece una hoja de ruta para la descarbonización de la economía española de aquí a 2030. La vicepresidenta cuarta y ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, ha explicado este miércoles que los fondos europeos extra del programa de recuperación servirán ahora para adelantar a 2023 las metas intermedias (las de 2025) previstas dentro de aquel plan de energía y clima.

Aunque el plan no concrete mucho ni ofrezca presupuestos desglosados, marca algunas líneas generales. En el ámbito urbano, por ejemplo, se apuesta por poner en marcha un programa de movilidad sostenible para el próximo trienio y el establecimiento de zonas de bajas emisiones en las ciudades. Los objetivos para 2023 son 250.000 vehículos eléctricos y 100.000 puntos de recarga. Otra de las patas del plan hace referencia a la rehabilitación de edificios para ganar en eficiencia energética para llegar a rehabilitar medio millón de viviendas en tres años. El documento también contempla el despliegue de “techos solares” y de alumbrado público inteligente y eficiente.

El plan reserva un apartado a la “conservación y restauración de ecosistemas y su biodiversidad”, en el que se apuesta, por ejemplo, por políticas de reforestación. Además, se proponen planes de protección del litoral y el impulso a la depuración, el saneamiento y la reutilización del agua.

Inversiones sociales. El vicepresidente segundo, Pablo Iglesias, se ha comprometido a incrementar la inversión en educación, sanidad y política social. “El plan asume que, si no hay una transformación de la estructura económica del país, la Agenda 2030 [para alcanzar los objetivos de desarrollo sostenible] puede quedar en papel mojado”, ha advertido.

El documento del Gobierno especifica que la “nueva economía de los cuidados y políticas de empleo”, una de las 10 políticas de reforma del plan, aglutinarán el 5,7% de los 72.000 millones de euros. Se prevé, por un lado, un plan de choque para la economía de los cuidados y refuerzo de las políticas de inclusión. Aquí se contempla modernizar los sistemas de atención a dependientes y orientar el modelo residencial hacia uno más desinstitucionalizado, también el refuerzo de los servicios sociales, extender la atención integral a todas las víctimas de violencia contra las mujeres (no solo ejercida por la pareja o expareja) o una reforma del sistema de asilo.

También se comprometen medidas para un mercado de trabajo “dinámico, resiliente e inclusivo”, que contempla la introducción “de manera permanente de mecanismos de ajuste interno de las empresas ante shocks (ERTE)” y un “impulso a las políticas de inserción laboral articuladas en torno al despliegue del ingreso mínimo vital”. No se especifica la cantidad que irá destinada a cada medida. Al pacto por la ciencia y la innovación y el refuerzo del Sistema Nacional de Salud se destinará el 16,5% de todos los fondos del plan.

Lo más visto en...

Top 50