EL PULSO

Si Mercurio y Saturno se cruzan, no invierta en bitcoins

La joven astróloga y tiktoker estadounidense Maren Altman revoluciona el mundo de las predicciones de fluctuación y mercado de las criptomonedas.

La astróloga y tiktoker Maren Altman posa en una fotografía de su cuenta de Instagram.
La astróloga y tiktoker Maren Altman posa en una fotografía de su cuenta de Instagram.Cuenta de Instagram de Maren Altman

Gente que nunca habría entrado en TikTok porque dedica su tiempo a cosas adultas, como invertir dinero aquí para recogerlo duplicado allá, ha hecho dejación de sus convicciones para seguir a Maren Altman, una tiktoker de look gótico y discurso atropellado (el tiempo es oro en TikTok y lo que no se diga en 60 segundos está sobrando). La extraña alianza entre ambos mundos quedó sellada en una frase que se le atribuye al banquero J. P. Morgan: “Los millonarios no necesitan astrólogos, los multimillonarios sí”.

Maren es astróloga. A sus 22 años, ha dicho a The Washington Post que es una persona “seria”: “No entro en las cadenas de bromas de TikTok, no bailo, no scrolleo hasta el infinito”. Aprendió las primeras nociones de astrología en la adolescencia y durante una temporada cobraba en las fiestas por adivinar el futuro a sus amigos, borrachera mediante. El dinero que ganó, asegura, lo invirtió en criptomonedas.

En TikTok se estrenó con predicciones de la vida de famosos y políticos, pero a partir del verano de 2020 su sensibilidad dio un giro radical y empezó a pronosticar las idas y venidas de las criptomonedas. Viaje volátil donde los haya, con fluctuaciones difíciles de entender incluso para los analistas financieros. A principios de 2021, Maren validó su prestigio como criptoastróloga con un vídeo en TikTok. “Luna nueva en Capricornio. Parece ser un gran día para el bitcoin. Un poco antes”, avisaba. “Mercurio se cruzará con Saturno y habrá una caída momentánea. La luna nueva, Júpiter y Plutón corregirán el precio y volverán a llevar al bitcoin a la cima, será como un nuevo comienzo a nivel atómico”. Eso veía Maren en los astros, y esto fue lo que pasó en la Tierra: el 11 de enero, el bitcoin cayó un 21% para volver a dispararse el 13, y luego seguir en una subida más o menos estable hasta abril, cuando duplicó su valor. Desde entonces, Maren ha superado el millón de seguidores y se ha hecho un nombre en la comunidad de criptoastrólogos. Se queja de que sus seguidores le otorgan “demasiado crédito” y sostiene que su profesión no es decir dónde y cuándo invertir. En su vídeo de bienvenida a 2021 recuerda que cada quien es responsable de decidir qué hacer con sus pronósticos. La referencia que utiliza Altman para leer la influencia de los astros en las fluctuaciones de las criptomonedas es la fecha de creación de la cadena de bloque, algo que, sostiene, equivale al día de nacimiento de un ser humano y marca su relación con los astros. En el caso del bitcoin es el 3 de enero de 2009.

A falta de referentes fiables para explicar los misteriosos movimientos de las criptomonedas, los estudiosos de los cuerpos celestes ganan prestigio. La astrología de las finanzas suele florecer en tiempos inciertos. En 2001, tras los atentados de las Torres Gemelas, florecieron los servicios de astrología financiera en Wall Street, unas prácticas que según The New York Times ninguna compañía reconoce. En 2008, la caída de Lehman Brothers trajo de vuelta a los astrólogos. Entonces circulaba la revista Wall Street Forecaster y Bloomberg News tenía un espacio semanal dedicado a las predicciones astrológicas sobre la Bolsa. Ahora tenemos TikTok. Solo tiene que ser capaz de asimilar todo lo que se despacha en un vídeo de menos de un minuto.

Archivado En:

Recibe el boletín de EL PAÍS SemanalApúntate