Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Colliure o Collioure, una duda razonable

Serrat tituló con el nombre de esa localidad francesa una canción de su disco dedicado a Machado

La obra de Antonio Machado ha pasado a dominio público, a los 80 años de su muerte, y eso ha devuelto a los medios la dubitativa escritura de la localidad donde falleció: en francés, Collioure; en castellano, Colliure; en castellano clásico, Colibre; y en catalán, Cotlliure y Colliure.

El consultadísimo Diccionario de dudas y dificultades del académico Manuel Seco (primera edición, 1961) indica que el nombre español de esa ciudad francesa del Rosellón “es Colliure”. (Lo mismo señala el Libro de estilo de EL PAÍS desde la edición primigenia que coordinó Julio Alonso). Y añadía Seco: “En la lengua clásica era Colibre”. Nebrija recogió también la forma “Colibre” en su diccionario (finales del XV), y la mantuvo Covarrubias en el suyo (XVII).

Vemos entonces la correspondencia del castellano libre y el catalán lliure, a partir del primitivo topónimo Caucoliberi para esa misma ciudad, documentado en el siglo VII y de significado discutido. “Colibre” se perdió en la historia y ganó terreno en castellano “Colliure”, tal vez por influencia del catalán.

El académico Pedro Álvarez de Miranda escribió en favor de la opción “Collioure” en la revista Letras Libres de abril de 2019, y argumentaba que “Colliure” no llega a convencerle, sobre todo porque se suele pronunciar a la francesa: sin la e final. No obstante, documentaba una cita de “Colliure” en 1584, mientras que “Collioure” no aparece hasta 1748.

A finales del XV, una relación de mercaderes catalanes en Sevilla nos muestra el nombre de un tal Joan de Colliure, escrito así. Y Colección Colliure se llamó una serie de libros de poesía publicados por Seix Barral entre 1961 y 1966.

Joan Manuel Serrat tituló con el nombre de esa localidad una de las canciones de su maravilloso disco dedicado a Antonio Machado (1969). En la edición en vinilo, se escribía En Coulliure, con una evidente errata en la primera sílaba (las letras ou, que en francés se pronuncian como u, deberían corresponder si acaso a la segunda). Pero en posteriores ediciones de esa obra se corrigió: En Colliure.

Ahora bien, ¿cómo lo pronunciaba entonces Serrat al presentar la canción? (porque el topónimo no figura en la letra). Pues en eso le da la razón a Álvarez de Miranda: decía “Colliur” (no se oye la e), según he hallado en un vídeo que recoge la presentación hablada que el cantautor hizo en un recital en Chile en 1969. Digamos que en aquel caso pronunció el nombre en francés, mientras que en la sobreimpresión de la imagen aparece “Cotlliure”, en catalán.

Una búsqueda en Google Libros en español otorga a “Colliure” 9.890 testimonios, frente a 12.600 de “Collioure”, pero las gráficas de Ngram sobre ambos usos entrecruzan sus líneas según los años.

Por su parte, los manuales de dudas que he consultado mantienen la forma española: los de Guillermo Suazo (2002), Antonio Fernández (2007), Vecchi Ediciones (2012), Teudiselo Chacón (2012) y Martínez de Sousa (2015).

Yo, contando con el perdón bondadoso de mi admirado Álvarez de Miranda, prefiero la forma “Colliure”, aplicada por EL PAÍS desde su fundación hasta que llegaron las vacilaciones de los últimos años. Me parece triste que se abandone en el segundo elemento del topónimo la escritura -lliure, para optar por el -llioure francés, que habríamos de pronunciar algo así como -llug (Collug). Colliure forma parte de Francia, pero perteneció a la Corona de Aragón. La sepultura de Machado mantiene nuestra vinculación sentimental con la ciudad francesa y eso tal vez nos da derecho a sentir más próximo y cálido su nombre.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información