_
_
_
_

Los nueve mejores colchones, de muy baratos a caros

A la carta, elaborados a mano, ideales para dormir de lado, hipolergénicos... Las pistas que necesitas para no errar en la gran inversión de tu dormitorio, no solo en dinero, sino también en bienestar

Victoria Zárate

La del colchón es probablemente una de las inversiones más altas que hagamos en nuestra casa, y de la elección que hagamos va a depender nuestro descanso de los próximos ocho a 10 años (la vida media recomendada). Para no hipotecar tu sueño, debes tener en cuenta varios factores importantes.

En primer lugar, el grado de firmeza, lo que hará que nos resulte más duro o más blando. Esto es algo subjetivo ya que viene marcado por nuestros gustos y anatomía, pero será concluyente a la hora de variar su comodidad en el uso. Un nivel medio suele ser la firmeza preferida por los usuarios.

El nivel de apoyo que proporcione durante el sueño es también decisivo, por lo que debemos tener cuenta su adaptabilidad a la forma de nuestro cuerpo para sostenerlo en una posición neutral, que evite futuras tensiones y dolores de espalda. De ahí, surge otro factor relevante, el confort del colchón que procure un alivio continuado de presión mientras dormimos. Si es demasiado duro para ti, puede generar poca presión y hacer que nos movamos a menudo en la cama, rompiendo el ciclo del sueño. Por ello, es recomendable que cuando lo pruebes, puedas aguantar durante varios minutos en la misma posición sin necesidad de moverte.

La durabilidad, su capacidad de termorregulación para ventilar y no retener el calor, y cómo no, su precio, son otros valores determinantes que harán de su compra una decisión adecuada. Para hacer más fácil esta tarea, te seleccionamos nuestros colchones favoritos, que aúnan calidad y un cuidado diseño para todo tipo de bolsillos, con una única una pega: levantarse cada mañana será mucho más doloroso.

1. Antialérgico

Así es. El número uno de Amazon debe su éxito a una competente relación calidad-precio basada en términos de durabilidad, descanso y adaptabilidad. El colchón Dormio Zafiro destaca por su estructura de espuma Eliocel y viscoelástico termosensible, adecuado para cuerpos voluminosos por su grado de dureza medio-alto. También es la opción perfecta para aquellas personas que sufran problemas de alergias, gracias a una capa interior de Fibrablock antialérgico.

Qué nos gusta. El mimo extra con el que nos envolverá cada noche. Además de regular la temperatura corporal –adaptándose tanto los más frioleros como a los que pasan mucho calor durante la noche–, reduce la tensión muscular para disfrutar de un sueño reparador muy merecido.

Precio. 129,64 euros (en medidas de 150 cm x 200 cm).

2. Compra maestra, ideal si duermes de lado

Así es. El colchón AmazonBasics extra confort es ideal para espaldas doloridas o personas que duermen de lado, por su entramado de muelles embolsados individualmente. Su diseño multisuperficie añade una dosis extra de confort y bienestar ergonómico, mientras que su tapizado en poliéster hipoalergénico y algodón permite lavarlo a máquina.

Qué nos gusta. Los compradores y la OCU se ponen de acuerdo: este colchón superventas en Amazon es considerado como una compra maestra según la Organización de Consumidores y Usuarios. Esto quiere decir que su relación calidad-precio es una de las más competentes del mercado, basándose en su sistema de muelles ensacados que aporta gran durabilidad y se adapta a todo tipo de personas con un nivel de firmeza 3.

Su precio. Desde 134,99 euros.

3. Para aliviar hombros y cadera

Así es. El colchón Matrand de Ikea es la estantería Lack de los colchones: firme, duradero, bonito y que se adapta a todas las situaciones. Un modelo viscoelástico que hace buenas migas con todo tipo de anatomías y preferencias a la hora de dormir, gracias a su gruesa capa de relleno flexible: la espuma viscoelástica de poliuretano actúa relajando el cuerpo mientras duermes.

Qué nos gusta. Además de su fácil transporte en forma de rollo y sus 25 años de garantía, las zonas de confort aportan un soporte muy preciso aliviando las presiones en hombros y caderas.

Su precio. Desde 269 euros.

4. Con estructura inteligente

Así es. Este viscoelástico de firmeza media está considerado como el mejor del mercado según la comparativa calidad–precio que realiza cada año la OCU. Si más de medio millón de personas poseen un Emma en su casa, es por varias razones. Primero, por su estructura inteligente que alivia la presión distribuyéndola por las distintas capas. Segundo, porque es increíblemente cómodo al adaptarse por completo a nuestro cuerpo (y no tener que hacerlo al revés). Y por último, su correcta ventilación evita el daño generado por los inoportunos sudores nocturnos.

Qué nos gusta. Experimentar algo parecido a una sesión de yoga nocturno mientras corregimos nuestra postura durante el sueño. Además, su material termorregulador favorece el dormir a pierna suelta sin sentir frío ni calor. Solo lo justo.

Su precio. Desde 399 euros en su web.

5. La elasticidad única del muelle

Así es. Con la creciente popularidad de los viscoelásticos, a veces caen en el olvido grandes alternativas como los muelles ensacados que aportan una sujeción extra a lo largo de toda la noche. Es el caso del modelo Clovis, diseñado por Maisons du Monde, un colchón de espuma de alta resistencia, revestimiento suave y tejido hipoalérgico, que atraerá a los fanáticos de la sujeción firme por esa sensación mullida que solo pueden proporcionar sus 700 muelles ensacados.

Qué nos gusta. El sobrecolchón en espuma Hypersoft integrado en su interior, que generará ese efecto envolvente que nos mece cuando dormimos.

Su precio. 599 euros en medidas de 180 cm x 200 cm.

6. Transpiración permanente

Así es. El modelo más top de la firma Marmota aúna en un solo colchón lo mejor de cada casa. Hybrid Premium conjuga la firmeza de los muelles ensacados en bolsas individuales con el confort de la viscoelástica Marmota, que alivia esa incómoda sensación de presión adaptándose a nuestro cuerpo. Además, incorpora una capa de látex que amortigua el peso y se adapta de manera natural a nuestro movimiento. Un extra: no es sensible a los cambios de temperatura y permite una ventilación permanente para una mayor higiene.

Qué nos gusta. Además del diseño hipster de su funda en gris piedra, nos convence la fibra ecológica de coco que se entrelaza con el látex, haciéndolo más cómodo y favoreciendo la transpiración.

Su precio. Desde 626 euros (en medidas de 135 cm x 190 cm).

7. Ni duro ni blando, sino todo lo contrario

Así es. Si no tienes claro el grado de firmeza que buscas, no te conformes con una sola. El colchón Oniris Emoción 19 de la histórica firma Dunlopillo que data de 1910, combina dos diferentes niveles en uno –media y firme– gracias a un núcleo de látex Talalay. Este tejido aumenta la adaptabilidad evitando los puntos de presión frente a la capa inferior de Foam Dunlop, más blanda y suave. Dos zonas bien diferenciadas de descanso que suman elasticidad para favorecer una adecuada posición en nuestra hora de descanso. El aire circula constante gracias a las células abiertas y de mayor tamaño del látex, para que se mantenga siempre bien ventilado evitando malos olores y durando más tiempo.

Qué nos gusta. Al tener menos puntos de presión, favorece la circulación de la sangre. Esto se debe al proceso Talatay que aumenta la porosidad y densidad, del látex, siendo más suave y blando.

Su precio. 1.434 euros solo disponible en El Corte Inglés.

8. Hecho a mano

Así es. Se definen como la firma de lujo del descanso y no andan muy desencaminados. Los colchones elaborados a mano por artesanos de la firma Vispring ofrecen un servicio a la carta en el que podrás elegir cada detalle. El modelo Baronet Superb combina un relleno natural hecho a mano con arandelas de fieltro, compuesto por lana de vellón, pelo de caballo y cutí de calidad superior sobre una fila de muelles ensacados, que regulan la humedad aportando una sensación de frescor ideal para las acaloradas noches de verano.

Qué nos gusta. Su uso firme de materiales biodegradables que respetan el medioambiente, al proceder de recursos renovables como la lana de vellón británica que minimiza la huella de carbono. Tampoco usan pegamento ni espumación. Otro punto positivo: ofrecen un servicio de préstamo de cama mientras esperas a que fabriquen la tuya.

Su precio: desde 1.725 euros.

9. El colchón sin fondo

Así es. En Hästen describen la sensación que produce descansar en su Superia como dormir en un colchón "sin fondo". Lo que explica esta sugerente propuesta es la ausencia de resistencia y presión en su parte inferior, donde te puedes hundir de forma casi ingrávida, pero con el soporte necesario para mantener la columna recta en cualquier postura.

El secreto reside en su sistema de doble muelle y 15 capas de materiales naturales alojadas en un único bastidor de madera: lana y algodón de larga fibra, mullida crin de caballo y lino de efecto amortiguador; todos ellos, fabricados manualmente.

Qué nos gusta. Su silueta de cama bastidor fabricada en madera de pino procedente del Norte de Suecia y tapizada en cuadros vichy (con hasta 13 colores diferentes), que parece incitar a una siesta después de un copioso picnic en la montaña.

Su precio. 9.290 euros en medidas de 180 x 220 cm.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Sobre la firma

Victoria Zárate
Periodista vinculada a EL PAÍS desde 2016. Coordinó la web de Tentaciones y su sección de moda y estilo de vida hasta su cierre en 2018. Ahora colabora en Icon, Icon Design, S Moda y El Viajero. Trabajó en Glamour, Forbes y Tendencias y ha escrito en CN Traveler, AD, Harper's Bazaar, V Magazine (USA) o The New York Times T Magazine Spain.

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_