Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La vida de los hijos de Michael Jackson después del escándalo

Prince, Paris y 'Bigi', los tres hijos del 'rey del pop', defienden a su padre después de las acusaciones de abusos a menores y buscan su propio camino en la música y el cine

De izquierda a derecha, Prince, Paris y Prince Michael II, 'Bigi', los tres hijos del cantante Michael Jackson. En vídeos, fans de Michael Jackson defienden al artista en las concentraciones por el décimo aniversario de su muerte.

El 5 de marzo de 2009 Michael Jackson anunciaba en Londres nuevo espectáculo, This is it, que consiguió un millón de inscripciones para comprar entradas en solo 24 horas. El conocido perfeccionismo del artista y su peculiar carácter presagiaban momentos de gran presión para él, pero nada hacía pensar en un fatal desenlace. El 25 de junio la muerte del rey del pop sorprendía a todos y dejaba desolados a sus admiradores.

El drama artístico tenía una trastienda personal que afectaba especialmente a los tres hijos del cantante: Prince Michael I (Prince), Paris y Prince Michael II (Bigi), que entonces tenían 12, 11 y 7 años respectivamente. Tres niños a los que había perseguido la polémica desde su nacimiento porque su mismo padre los había puesto en el ojo del huracán con sus extravagancias. Prince y Paris son hijos del cantante y Debbie Rowe, una enfermera con la que estuvo casado entre 1996 y 1999 y que recientemente confesó: “Me fecundaron. Yo era su purasangre”, en referencia a que, según su versión, se utilizó el esperma de un donante y nunca mantuvo relaciones sexuales con el artista. De Prince Michael II, Michael Jackson aseguró haber recurrió a un vientre de alquiler para aumentar su familia.

Ver esta publicación en Instagram

backstage 🎶🌻♥️

Una publicación compartida de Paris-Michael K. Jackalope (@parisjackson) el

Durante la infancia de los niños era habitual que la obsesión de su padre por mantenerlos en el anonimato hiciera que sus apariciones en público fueran insólitas: igual podían recorrer unos grandes almacenes vestidos casi idénticos que su padre y con máscaras de carnaval, como a Jackson le podía dar por mostrar a la prensa al más pequeño, cuando era solo un bebé, sacándolo por encima de la barandilla del balcón del hotel de París en el que se alojaba y con la cara tapada con un trapo blanco. Una imagen que dio la vuelta al mundo y que fue muy criticada por el peligro que suponía para el niño.

Aún así los tres hijos del cantante se mostraron abatidos tras su muerte y ahora, 10 años después, han hecho frente común ante las críticas contra su padre después de que se volvieran a activar contra él las acusaciones de abusos sexuales infantiles tras el estreno del documental Living Neverland. Los tres hermanos se quedaron al cuidado de su abuela paterna y, durante estos años, ser multimillonarios y que su fortuna siga creciendo –a pesar de que su padre haya muerto hace 10 años y su mito viva sus horas más bajas– no ha librado a algunos de ellos de inseguridades, adicciones y depresiones. “Las cosas fueron muy difíciles para ellos después de la muerte de Michael. Pero es increíble ver lo lejos que han llegado”, ha declarado recientemente un amigo de la familia a la revista People.

Todos ellos han crecido bajo la lupa pública y Paris ha sido quien ha sufrido este escrutinio de forma especial. Ha batallado contra episodios depresivos durante años, pero parece que actualmente, cuando ya ha cumplido 21 años, está centrada en su trabajo. Firmó en 2017 un lucrativo contrato como modelo para Calvin Klein, ha hecho incursiones en el cine y actualmente está centrada en lo que considera su pasión: la música, un mundo donde trabaja duro para abrirse camino con la banda Soundflowers, de la que también forma parte su novio, Gabriel Glenn. Ella es también a quien más le han afectado las acusaciones contra su padre. “Sabe que su educación fue peculiar”, relata a People un amigo, “pero cree que fue el mejor padre y se muestra muy a la defensiva respecto a él”.

Prince, de 22 años, se graduó en mayo en la Universidad Loyola de Marymount en Administración de Empresas, pero quienes le conocen afirman que busca abrirse camino en el cine como productor o director. En referencia a su padre, en 2016 declaró a Los Angeles Times que estaba "orgulloso de tener su nombre y de ser su hijo". Vive en una mansión en Encino, California, que perteneció al artista y que incluye un cine, un estudio de grabación y numerosas imágenes de Michael Jackson en sus paredes: "Para mí, estas son fotos de familia", afirmó en la misma entrevista. Donde también hizo otras declaraciones reveladoras: "Tengo mucha suerte de tener dos figuras maternas en mi vida, mi abuela y mi prima Frances. Mi madre biológica ha sido siempre más amiga y eso para nosotros funciona".

Bibi Jackson, el hijo menor del cantante, en una imagen reciente publicada por su hermano Prince en Instagram.
Bibi Jackson, el hijo menor del cantante, en una imagen reciente publicada por su hermano Prince en Instagram.

Prince Michael II, conocido como Blanket y ahora como Bigi, es el que de momento prefiere mantenerse más alejado de los medios y las redes sociales. Solo la graduación de su hermano y sus proyectos juntos han hecho que saliera de su anonimato y se le pudiera ver en algunas imágenes. Tiene 17 años, es estudiante de secundaria, mantiene una relación muy cercana con sus hermanos, especialmente con Prince, con quien comparte su afición por los animales, las motos, la ciencia y la ciencia ficción. Hace un mes escaso los dos hermanos anunciaron que lanzarán su propio canal de YouTube en el que revisarán películas, y lo hicieron mostrando su primer vídeo sobre Avengers: Endgame

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >