Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Nuestros periodistas recomiendan de forma rigurosa e independiente productos y servicios que puedes adquirir en Internet. Cada vez que compras a través de algunos enlaces añadidos al texto, EL PAÍS recibe una comisión. Lee aquí nuestra política comercial.

Comparativa | La GoPro Hero7 y otras cinco cámaras de acción baratas para tus escapadas

Analizamos seis modelos todoterreno para tus aventuras en la playa, en la montaña, mientras practicas esquí o montas en bicicleta

Camaras de acción baratas
Un hombre practica buceo con escafandra mientras utiliza una cámara GoPro. GETTY IMAGES

Nuestra experta ha elegido el modelo GoPro Hero7 White como la mejor propuesta de las seis cámaras de acción baratas analizadas. Ofrece un diseño cuidado, una amplia autonomía y una gran calidad de imagen gracias a una resolución de capturas de 10 megapíxeles y de 1080p en formato vídeo.

¿Te gusta la aventura e inmortalizar cada uno de los momentos vividos cuando haces una escapada? Si es así, necesitas una cámara que te permita registrar cada uno de esos instantes de forma rápida y sencilla. Pero no te vale cualquiera. Tienes que hacerte con un modelo pensado para esas salidas que realizas a la montaña; cuando quedas con los amigos para montar en bici y decidís grabar todo el recorrido; o te escapas a la playa para una sesión de buceo, por ejemplo.

Todas estas posibilidades, y otras muchas, están a tu alcance gracias a las prestaciones que ofrecen las cámaras de aventura que muchos fabricantes han incorporado a sus catálogos. Caracterizadas por un diseño muy resistente, están indicadas para colocarse en todo tipo de accesorios (como el casco de la bici o un arnés) y proporcionan resoluciones de imagen y otras prestaciones que nada tienen que envidiar a las cámaras tradicionales. [Puedes echar un vistazo también a la comparativa de las mejores impresoras para obtener unas fotos de calidad sin salir de casa].

Nuestra selección

Hemos reunido seis propuestas, para cuya selección hemos fijado un precio máximo que viene determinado por la cámara de acción más económica de la firma más popular: GoPro. En concreto, se trata del modelo HERO7 White (que ha obtenido una puntuación media de 8,5 puntos), y está acompañada de la Energy Sistem Sport Cam Extreme (8), la Panasonic HX-A1ME-D (8,25), la Polaroid Cube (7,25), la SCAM SJ4000 Wi-Fi (8,5) y la Xiaomi Mija (8).

Al analizarlas, he teniendo en cuenta los siguientes criterios:

  • Diseño. Las dimensiones tienen que ser compactas y el peso ligero para transportarla cómodamente durante las escapadas. Además, este diseño tiene que ser resistente y duradero.
  • Autonomía. Lo ideal es que la batería dure el máximo tiempo posible porque sería una pena que en mitad de la salida se agotase y no pudiésemos continuar grabando vídeos o tomando fotografías.
  • Capacidad de almacenamiento. Todas las cámaras de acción incorporan una ranura para tarjetas microSD donde almacenar fotos y vídeos, pero no todas ellas admiten la misma capacidad.
  • Usabilidad. Cuanto más sencilla sea de utilizar mucho mejor. Algunas se controlan desde la pantalla, otras con controles físicos...
  • Accesorios. Suele ser habitual que, para sacar el máximo partido a esta clase de dispositivos, haya que utilizar accesorios. Por ejemplo, una carcasa para utilizarla debajo el agua. Si la cámara los trae ya, no es necesario realizar un gasto extra.
  • Calidad de las imágenes. Las imágenes tienen que ofrecer una buena calidad, definición, tonos naturales, una luminosidad adecuada… Igual de importantes son los sistemas de estabilización de imagen, indispensables en los vídeos, así como un sonido claro y nítido.

Así los hemos probado

Durante varios días he llevado a todas partes cada una de las seis cámaras participantes en la comparativa. Así, además de caminando, las he utilizado para grabar algunas rutas en bicicleta y cuando he salido a correr.

En esta ocasión, la comparativa ofrece un empate en el primer puesto. Una de las cámaras que ha obtenido la mejor puntuación es la GoPro HERO7 White, con un diseño cuidado, amplia autonomía y gran calidad de imagen, aunque apenas trae accesorios; la otra es la SJCAM SJ4000 Wi-Fi, que logra un equilibrio perfecto entre rendimiento, calidad y accesorios.

GoPro HERO7 White: nuestra elección

Comparativa | La GoPro Hero7 y otras cinco cámaras de acción baratas para tus escapadas

El modelo más económico de las cámaras de acción GoPro tiene un tamaño de 6,2 x 4,4 x 2,8 centímetros y un peso de 92,4 gramos. Su diseño destaca por su sencillez: dispone de altavoz, dos micrófonos con sistema de reducción del ruido del viento (uno en el lateral izquierdo y otro en el derecho) y una tapa bajo la cual se oculta una ranura para tarjetas de memoria microSD, además de un puerto USB de clase C para cargar la batería. Este componente no es intercambiable y ofrece una autonomía de casi dos horas. Además, cuenta con un botón para seleccionar el modo de uso que se desea: fotografía, vídeo o timelapse.

Con una pantalla táctil de dos pulgadas que responde de forma rápida y precisa al toque sobre su superficie, la interfaz es muy sencilla y, como integra pocas opciones de menú, enseguida te familiarizas con ella. En la parte superior de la pantalla y en color verde, hay dos iconos a señalar: uno indica la capacidad de la batería y el otro informa acerca del espacio de almacenamiento disponible en la tarjeta de memoria.

La calidad de las imágenes es buena, los colores se muestran de forma bastante natural y la nitidez de los detalles se aprecia bien. Incluso si la pantalla recibe el reflejo de la luz solar, por lo general la sobreexposición no afecta al resultado final. La resolución de las capturas es de 10 megapíxeles y tiene un modo ráfaga que toma 15 imágenes en un solo segundo. ¿Y los vídeos? Puedes escoger entre dos resoluciones (1.080p o 1.440p, ambas a 60 fps), grabar clips de corta duración o aplicar una función a cámara lenta de 2x. La estabilización de vídeo sorprende por sus buenos resultados. En el caso de querer utilizarla en el agua, hay que tener en cuenta que sólo puede sumergirse a una profundidad máxima de 10 metros. Se puede orientar en vertical, utilizar la app GoPro que añade útiles opciones como la posibilidad de compartir nuestros momentos favoritos en redes sociales y controlarla a través de comandos de voz.

Compra desde 229€ en Amazon

SJCAM SJ4000 Wi-Fi: la aspirante

Comparativa | La GoPro Hero7 y otras cinco cámaras de acción baratas para tus escapadas

Es, junto a la propuesta de Energy Sistem, el modelo con mayor número de accesorios incluidos. Entre ellos, hay una carcasa sumergible hasta 30 metros, enganche para el manillar, adhesivos 3M, adaptador de montura para trípode, una montura adhesiva plana y otra curvada, juego de correas…

Con unas dimensiones de 5,9 x 4,1 x 2,9 centímetros y un peso de 58 gramos, su conexión Wi-Fi permite que la cámara se controle a través del móvil (ya sea iOS o Android) con la aplicación SJCAM Zone; también configurar algunos de los parámetros más importantes o realizar algunos retoques. Durante las pruebas, la app, no obstante, dio algunos problemas y su funcionamiento no resultó tan fluido como se hubiese esperado.

La SJ400 Wi-Fi, provista de una pantalla LCD de 2 pulgadas y gran angular de 170º, permite grabar vídeos a una calidad máxima de 1.080p a 30 fps y tomar fotografías de hasta 12 megapíxeles de resolución. Emplea tarjetas de memoria microSD de hasta 64 GB de capacidad.

Cuenta, por otro lado, con varios modos de grabación como ráfagas, timelapse, modo submarino, modo televisión… También dispone de una función de autoapagado, rotación de imágenes, detección de movimiento y rango dinámico amplio que mejora la luminosidad. La batería tiene una duración estimada de hora y media. Las sensaciones generales tras haberla probado han sido bastante buenas.

Compra desde 109€ en Amazon

Panasonic HX-A1ME-D

Comparativa | La GoPro Hero7 y otras cinco cámaras de acción baratas para tus escapadas
Comparativa | La GoPro Hero7 y otras cinco cámaras de acción baratas para tus escapadas

Su diseño rompe literalmente con la estética de este tipo de dispositivos, ya que su forma cilíndrica recuerda a un catalejo. En color naranja y con un peso de 45 gramos, posee una estructura altamente duradera: es resistente al polvo, golpes y caídas de hasta 1,5 metros, se puede sumergir a una profundidad de 1,5 metros e, incluso, utilizar en condiciones climatológicas adversas en las que el termómetro marque hasta 10º bajo cero.

No incorpora pantalla, pero gracias a la conexión Wi-Fi es posible descargarse la aplicación Panasonic Image (para Android e iOS) y emparejar la cámara con la tableta o el teléfono móvil para volcar lo que hayamos grabado y verlo. Otra posibilidad sería comprobar el encuadre de la toma. Puede utilizarse con los siguientes formatos de grabación: tarjetas microSD (hasta 2 GB), microSDHC (hasta 32 GB) y micrsoSDXC (hasta 128 GB).

Se controla a través de tres botones que se usan para encenderla, iniciar la grabación y elegir qué modo queremos seleccionar: imagen fija, grabación normal con calidad máxima Full HD y cámara lenta con dos resoluciones entre las que elegir: 1280x720/60 fps/30p o 848x480/120 fps/30p. En cuanto a la calidad de las imágenes, cumple con las expectativas. Entre otros accesorios se comercializa con un soporte multiusos y otro para trípode. La autonomía de la batería se queda algo corta. Una posible solución es adquirir una complementaria de mayor duración, ya que es extraíble.

Compra por 186€ en PcComponentes

Xiaomi Miija 4K

Comparativa | La GoPro Hero7 y otras cinco cámaras de acción baratas para tus escapadas

De todos los modelos seleccionados, esta cámara deportiva de Xiaomi es la única que graba vídeo en 4K a 30 fps. Además, podemos también elegir entre dos modos más (1.080p hasta 100 fps y 720p a 200 fps) y tomar fotografías de 8 megapíxeles de resolución tanto en formato 4:3 como 16:9. Mientras, su batería está provista de una capacidad de 1450 mAh que brinda una autonomía próxima a las dos horas y media. La nitidez y la reproducción de los colores es bueno, aunque a medida que cae el día decrece ligeramente; característica extensible al resto de propuestas seleccionadas. El sonido también se registra bien, aunque a la hora de reproducirlo es preferible que el volumen no esté al máximo.

Con unas dimensiones de 7,1 x 4,2 x 2,9 centímetros y un peso de 99 gramos, incluye un sensor Sony Exmor IMX317, el chipset Ambarella A12 (cámaras como la GoPro HERO 5 Black lo incorporan), una ranura para tarjetas microSD de hasta 64 GB de capacidad, estabilizador de imagen y lentes gran angular de 145º. Su diseño es muy sencillo y enseguida te familiarizas con ella. Lo mismo sucede con la interfaz.

En este caso, la Xiaomi Miija 4K incorpora una pantalla táctil de 2,4 pulgadas que permite desenvolverse cómodamente a través del menú. Si, por ejemplo, desplazamos el dedo desde la parte posterior de la pantalla a la inferior, muestra los iconos de acceso rápido de que dispone como, por ejemplo, activar el Wi-Fi para controlarla remotamente con la app Xiaomi My Home o bloquear la pantalla. En cambio, si desplazamos el dedo de izquierda a derecha, se accede directamente a los diferentes modos de vídeo disponibles como: grabación cíclica, cámara lenta, vídeo+foto, vídeo timelapse, temporizador…

Compra por 111,90€ en Amazon

Energy Sistem Sport Cam Extreme

Comparativa | La GoPro Hero7 y otras cinco cámaras de acción baratas para tus escapadas

Su diseño juvenil en color rojo resulta llamativo, mide 4,2 x 5,2 x 3,1 centímetros y pesa 77 gramos; se controla a través de dos botones y la configuración de las opciones resulta muy sencilla. Así, y para grabar un vídeo, las resoluciones y las velocidades disponibles son las siguientes: 1.080p a 30 fps, 960p a 30 fps y 720p a 60 fps. Mientras, las fotografías tienen una resolución de 5 megapíxeles y es posible aplicar una función de disparo en ráfaga y otra de timelapse con intervalos de entre 1 y 60 segundos. También cuenta con un temporizador. La calidad desde el punto de vista de la imagen es adecuada para un modelo de estas características y precio, aunque el sonido es mejorable. Por suerte, además del micrófono que integra, se ha añadido una entrada adicional para otro auxiliar.

Con una lente focal fija f2.8 y gran angular de hasta 162º (es seleccionable a través del menú de configuración), integra una memoria interna de 128 MB que puede ampliarse hasta 32 GB con una tarjeta microSD. Como no tiene pantalla, para ver las instantáneas y los vídeos es necesario volcarlos al ordenador a través de USB o al televisor a través de su salida miniHDMI. Su batería es intercambiable y está disponible con numerosos accesorios como: carcasa acuática, soporte para bici y moto, soporte adhesivo plano y curvo, cinta de velcro…

Compra por 83,30€ en Amazon

Polaroid Cube

Comparativa | La GoPro Hero7 y otras cinco cámaras de acción baratas para tus escapadas

Lleva ya un tiempo en el mercado y se caracteriza por un original y divertido diseño en forma de cubo (3,5 x 3,5 x 3,5 centímetros). Existen dos versiones, la denominada normal y otra con tecnología Wi-Fi que conecta la cámara con el teléfono móvil (ya sea Android o iOS) a través de la aplicación Polaroid Cube+. He elegido la primera.

Con un objetivo que integra un gran angular de 124º, al tacto es agradable y su estructura es resistente a los golpes y las caídas. También a las salpicaduras del agua, aunque para sumergirla en la piscina (o el mar) y utilizarla en deportes acuáticos hay que adquirir por separado una carcasa acuática porque viene sin accesorios. De hecho, sólo trae un cable USB para cargar la batería (con una autonomía próxima a los 80 minutos) y volcar las imágenes y los vídeos tomados al ordenador. Antes no podemos verlos porque la Cube no tiene pantalla.

Pesa 45 gramos y llaman la atención tres detalles. El primero es su base magnética para fijarla a diferentes superficies (contrarresta en parte la ausencia de accesorios), y el segundo es una tapa bajo la cual se esconden las conexiones: se necesita una moneda para abrirla porque con las uñas no se puede. Cuando lo consigues, además de encontrarte con una conexión microUSB, tienes la ranura para tarjetas de memoria microSD de hasta 32 GB y una pequeña pestaña para elegir qué resolución de grabación deseamos: 1.080p o 720p, ambas a 30 fps. El tercero es que dispone de sensor de orientación que sólo se activa cuando la cámara está funcionando. La calidad de los vídeos y el sonido es bastante aceptable; lo mismo sucede con el nivel de los detalles o la reproducción de los colores. Además, es posible tomar fotografías de 6 megapíxeles de calidad.

Para que la cámara empiece a funcionar, sólo hay que pulsar durante unos segundos el único botón que tiene. Un indicador LED informa de que ya está lista. Si lo pulsamos una sola vez, tomará una fotografía y, si lo pulsamos dos veces, empezará a grabar.

Compra por 59€ en Amazon

*Todos los precios de compra incluidos en este artículo están actualizados a 4 de junio de 2019.

¿Por qué debes confiar en mí?

Llevo en el periodismo tecnológico casi dos décadas. En todo este tiempo, he tenido el privilegio de comprobar cómo avanza la tecnología para hacer que el día a día sea más fácil y contarlo en diferentes medios. Aunque ya he perdido la cuenta de cuántos productos han pasado por mis manos, confieso que las ganas y las sensaciones siguen siendo las mismas. Portátiles, tabletas, teléfonos, cámaras de fotos, pulseras de actividad, relojes inteligentes... No me pongo límites a la hora de elegir un dispositivo y exprimir al máximo sus posibilidades como buena consumidora de tecnología.

Suscríbete a la newsletter de El PAÍS Escaparate.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información