Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Robbie Williams aviva su pelea con Jimmy Page, el guitarrista de Led Zeppelin

Los músicos mantienen un pleito de más de cinco años por la remodelación de la mansión de 46 habitaciones del cantante en Londres

Robbie Williams Jimmy Page
Robbie Williams (izquierda) y Jimmy Page (derecha), en 2018. CORDON PRESS

El conflicto entre el cantante Robbie Williams y el guitarrista de Led Zeppelin, Jimmy Page, parece no tener un final próximo. Tras cinco años de peleas por la remodelación de la mansión del intérprete de Rock DJ, los vecinos británicos han llegado a un punto muerto. "Nuestro cliente ha intentado sin éxito programar una reunión con Robbie Williams y con los respectivos consultores técnicos. Todo con el fin de llegar a un acuerdo o por lo menos disminuir los problemas existentes", lee una carta escrita por los abogados de Page al Consejo de Kensington y Chelsea, según el diario The Daily Mail.

La disputa entre los artistas empezó en 2013, cuando Williams compró la mansión de 46 habitaciones que antes pertenecía al director Michael Winner en Kensington, el mismo barrio londinense donde vive el músico de 74 años. La residencia, que está valorada en 17 millones de libras (unos 19 millones de euros al cambio), se encuentra al lado de la vivienda del icónico guitarrista, y Williams ya ha solicitado en tres ocasiones el permiso para remodelar parte de la mansión.

En el último plano presentado por el cantante de 44 años, se puede observar que desea construir un sótano de 1.544 metros cuadrados que estaría dividido en un gimnasio y una piscina de nueve metros. Page ha obstaculizado los dos anteriores proyectos del artista porque teme que las obras puedan dañar su propio domicilio.

Mientras la disputa se soluciona, el intérprete nominado a dos premios Grammy vive en una casa alquilada en Los Ángeles con su esposa Ayda y sus tres hijos: Teddy, de seis años, Charlie, de cuatro y Coco, nacida en octubre pasado a través de un vientre de alquiler. Page, por su parte, vive en su mansión en Kensington desde 1972, y está dispuesto a protegerla de cualquier daño que pudiese sufrir. "Soy el dueño de la casa y siento que tengo que hacer todo lo que esté en mis manos para protegerla de este tipo de cosas casuales", dijo el músico el mayo pasado a The Guardian.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información