Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Beckham, el primer famoso con una línea de belleza

El futbolista inaugura un negocio que hasta ahora solo era territorio de mujeres célebres como Rihanna y Jessica Alba

David Beckham en una de las imágenes promocionales de su nueva línea cosmética para hombres.
David Beckham en una de las imágenes promocionales de su nueva línea cosmética para hombres.

Tras haber sido uno futbolistas de más éxito, David Beckham es ahora un icono de estilo, modelo ocasional y uno de los hombres más sexis del mundo. A sus 42 años y con cuatro hijos, fruto de su matrimonio con la ex Spice Girl Victoria Beckham, no falta a los desfiles de su mujer (ahora afamada diseñadora) y sigue las tendencias en moda y belleza. Beckham, tras ser imagen de la firma Biotherm (del grupo L'Oréal), ha decidido dar un paso más en el mundo de la cosmética creando su propia línea masculina de cuidado en colaboración con la firma L'Oréal Luxe. House 99 es el nombre de esta gama que incluye 20 productos específicos para el cuidado de la barba, el rostro, el cabello y ¡los tatuajes!, un detalle muy británico y también un rasgo importante de la imagen del jugador.

El exfutbolista en otra de las fotografías que servirán de imagen de su gama cosmética House 99.
El exfutbolista en otra de las fotografías que servirán de imagen de su gama cosmética House 99.

Hasta el momento, las líneas cosméticas creadas por famosos parecían terreno vedado a las mujeres. La cantante Rihanna, con la línea de maquillaje Fenty Beauty; Kylie Jenner Kardasian, con Kylie Cosmetics labiales; Jessica Alba con la línea Honest Beauty; o la propia Victoria Beckham en colaboración con Estée Lauder, son ejemplos de éxito en este campo. Pero faltaba que una celebridad masculina se lanzase a firmar su propia gama de belleza para hombres más allá de apoyarla como imagen. Existen muchos famosos masculinos con perfume propio, desde Cristiano Ronaldo a Antonio Banderas pasando por David Bustamante o David Bisbal, pero ninguno hasta la fecha con línea cosmética propia. Beckham ha sido el primero en traspasar esta norma no escrita e ir más allá de prestar su rostro para promocionar un perfume, una línea capilar o de afeitado a cambio de una suculenta cifra que marcaba el punto y final de su trabajo.

Con Beckham, asistimos a una nueva generación de celebridades que quieren ser algo más que una cara atractiva o un cuerpo atlético porque según informan fuentes de L'Oréal, el exfutbolista ha participado activamente en el proyecto. “David Beckham ha estado trabajando con nosotros durante dos años”, explican desde L'Oréal. “Ha participado en la parte ideológica y en el diseño del packaging, y finalmente ha confiado en nuestros laboratorios para la creación de las fórmulas cosméticas de cada uno de sus productos de belleza”, explica Isabel Zancajo, responsable de esta línea en España.

David Beckhan y su hijo Brooklyn en Nueva York, en una relajada imagen subida a su Instagram el pasado mes de noviembre.
David Beckhan y su hijo Brooklyn en Nueva York, en una relajada imagen subida a su Instagram el pasado mes de noviembre.

Otro paso más en la carrera de Beckham, que quiere demostrar que, como uno de los iconos de estilo más famoso del mundo, capaz de experimentar y reinventar su imagen continuamente, ahora puede revolucionar el cuidado personal de los hombres. Para ello apuesta por una “masculinidad moderna” que incluye productos que van desde un gel para remodelar la barba, hasta una pomada para que el cabello aguante “alfombras rojas”, hidratantes faciales o un spray que mantiene el color de la tinta de los tatuajes y les aporta brillo. Solo queda por ver si su iniciativa es el principio de una larga saga de hombres famosos con línea propia de belleza. De lo que no hay duda es de que el público masculino ya ha entrado en el juego y en el negocio de la cosmética ya que, según datos de L'Oreal, este sector mueve alrededor de 400 millones de euros al año solo en España.

El 9, número fetiche del deportista

¿Por qué House 99? David Beckham explica así la elección de este nombre para su gama de belleza: “Quería crear una línea que transmitiese cómo vivo yo, cuál es mi entorno, mi mundo y, el número 99 es simbólico para mí. Lo llevo tatuado en las manos. 1999 conmemora un año excepcional en mi vida personal y profesional. Me casé con Victoria, nació mi hijo mayor, Brooklyn y el Manchester United ganó el triplete (Liga, Copa y Champions)".
La marca se lanzará al mercado el próximo 1 de febrero, en Reino Unido, y llegará a España en marzo.