Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Más de 80 niños, con vómitos y diarrea en un colegio de Guadalajara

Educación investiga una posible intoxicación alimentaria tras comer cocido en el comedor

El colegio público San Pedro Apóstol de Guadalajara.
El colegio público San Pedro Apóstol de Guadalajara.

Más de 80 niños del colegio público San Pedro Apóstol de Guadalajara que comen en el comedor del centro presentan vómitos y diarrea, por lo que se sospecha que han sufrido una intoxicación alimentaria. La dirección provincial de Educación de Guadalajara ha puesto en marcha el protocolo de inspección sanitaria habitual en estos casos para determinar la causa del brote. Aunque se investiga que pueda tratarse de una intoxicación por ingestión de alimentos, no se descarta que sea un virus. 

Fuentes de la Junta de Castilla-la Mancha han informado de que alrededor de 40 alumnos han faltado este jueves a clase por este motivo y otros 30 ó 40 más, que sí han asistido, presentan síntomas de gastroenteritis. Por el momento, según las mismas fuentes, todos los casos conocidos son niños que el miércoles comieron en el comedor escolar. Sin embargo, la cadena SER, que eleva a más de cien los afectados, asegura que hay algún niño con los mismos síntomas que no comió allí. La cadena precisa que ese día se sirvió cocido en el comedor. El comedor lo gestiona una empresa de cátering, Serunión, que es la que abastece a la mayoría de los colegios de la región.

El Gobierno regional ha añadido que ninguno ha precisado de hospitalización ni ha tenido fiebre. En todos los casos se trata de diarreas leves y el el primer caso se detectó la tarde del miércoles. Las mismas fuentes han precisado que la inspección sanitaria ha recogido ya muestras de comida —según la normativa, los menús escolares deben conservarse varios días—, además de inspeccionar la cocina y dependencias relacionadas. Ahora se está a la espera de los resultados de las pruebas.

El blog del colegio confirma el brote y se pregunta si es una intoxicación alimentaria o un virus. En un comunicado, en el que no precisan el número de afectados, explican que "la mayoría son alumnos usuarios del comedor escolar, por lo que se ha iniciado [...] la recogida de las muestras de los alimentos tomados para llevar a cabo los análisis correspondientes, tanto por parte la empresa que gestiona el servicio del comedor como por Sanidad". 

"Se aconseja a los alumnos que presenten algún tipo de sintomatología que permanezcan en casa hasta que remitan los síntomas, y por supuesto acudan a su médico para ser atendidos en caso de necesidad", añade el colegio. En este comedor comen a diario 130 niños por 4,65 euros para usuarios habituales y 5,58 para esporádicos.

Javier, padre de dos alumnos del San Pedro Apóstol, ha contado a la SER que sus hijos pasaron toda la noche malos con diarrea y acudieron a la mañana siguiente al centro de salud. "La sorpresa es que nos hemos encontrado allí con otros niños del colegio y parece ser que algo había en la comida que ha hecho que los niños tuvieran una diarrea severa". Este padre sostiene que hay quejas de la gestión del comedor, en concreto por su calidad y por la relación de las cuidadoras con los niños, y que esto es "la gota que colma el vaso".

Puedes seguir De mamas & de papas en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información