Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cuando lavarse los pies no es suficiente

Si el mal olor persiste a pesar de la higiene, le proponemos este remedio natural para mitigar el trastorno

Cuando lavarse los pies no es suficiente

Una sudoración excesiva en los pies crea unas condiciones óptimas para que las bacterias puedan crecer, causando así el mal olor. Para evitarlo, es fundamental lavar los pies al menos una vez al día y utilizar un calzado que los mantenga secos y correctamente ventilados.

Asimismo, los afectados por este incómodo trastorno pueden utilizar polvos desodorantes que le ayudarán a mantener los pies sin olor durante más tiempo. Preparar este tipo de polvos en casa es muy sencillo. Lo detallamos a continuación:

Cuando lavarse los pies no es suficiente
  • Como ingrediente principal, necesitará unos cincuenta gramos de arcilla blanca (caolín), que servirán para absorber el exceso de sudor. También requerirá aceite esencial de árbol de té, un potente antibacteriano y antifúngico. Puede conseguir ambos en una herboristería.
  • En un recipiente de cristal, mezcle la cantidad indicada de arcilla con diez gotas del aceite esencial.
  • Almacene la mezcla en un salero vacío y espolvoree el preparado sobre los pies secos y/o zapatos.

Advertencia: en algunas personas el aceite esencial de árbol de té puede ocasionar irritación y sensibilidad. Su seguridad en niños menores de 12 años, mujeres embarazadas y en periodo de lactancia no ha sido establecida, por lo que no se recomienda su uso. En caso de duda, consulte siempre a su médico.

* Ana Campillo es bióloga y autora del blog Organicus.

Envíenos su consulta sobre salud y bienestar.

Consulte todas las cuestiones BuenaVida resueltas por nuestros expertos.

Puedes seguir Buenavida en Facebook, Twitter, Instagram o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información