Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Almejas y ciruelas, una despensa estival

El mes de julio nos trae sus alimentos de temporada: es época de mariscos y frutas con hueso

Alimentos de temporada
Alimentos de temporada

1. Almejas y calamares

La almeja fina, la babosa, la rubia y la japónica (todas de Galicia) comparten su riqueza en hierro. El calamar, jibión o chipirón (su cría) es rico en proteínas y bajo en grasas y calorías, pero su nivel de colesterol es alto.

2. Bogavante

Apreciado por millones de comensales (qué listos) posee una alta cantidad de yodo, que regula el colesterol y fortalece el cabello, la piel y las uñas. También es rico en vitamina B5, adecuada para luchar contra el estrés y las migrañas.

3. Judías verdes y aguacates

Perfectas para el verano: las judías apenas tienen calorías (son agua en un 90 %) y bendito guacamole: con ácidos grasos monoinsaturados (para controlar el colesterol), ayuda a fortalecer los músculos abdominales.

4. Ciruela, mango y paraguaya

Las ciruelas ayudan a mejorar el tránsito intestinal y aportan vitaminas A, B1, B2 y C, calcio y hierro. El mango es rico en azúcar (energía) y magnesio y las paraguayas, como los melocotones, en carotenos.

------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Norberto pertenece a la cuarta generación de los fundadores de Pescaderías Coruñesas, el emblemático puerto de mar que el Rey Alfonso XIII inauguró en Madrid en 1911. Pocas personas saben más de los habitantes de mares y océanos que él y sus hermanos, Marta, Diego y Paloma: "El bogavante del Cantábrico es el más apreciado. Se captura en nuestras costas y en Francia y, al contrario que otros mariscos, es en verano cuando se suele pescar más. Es mucho más valorado que el que viene de Canadá".

"La almeja es un producto bastante estable y, aunque en esta estación hay menos, sigue siendo de mucha calidad. Hay que vigilar que sea almeja fina de Galicia, porque se venden muchas de otros sitios de cultivo, como Italia o Turquía, e incluso los más desaprensivos las mezclan para abaratar su coste. Y el calamar, aunque es más de frío, tiene un punto álgido en verano, con anzuelo. Las piezas más apreciadas se pescan en barquitos costeros por todo el Cantábrico. El santiaguiño es un marisco bastante difícil de encontrar, pero en verano aparece más. Normalmente, nosotros lo traemos de Asturias y algunas veces de Galicia", añade.

Estamos obligados a preguntarle por los caladeros… “Los españoles se están recuperando poquito a poco, pero sería importante que fuese una acción conjunta de todos los países”. Por cierto, de los productos de temporada su favorito es el calamar de anzuelo: “Tiene un sabor único. Me gusta especialmente a la parrilla, con un poco de aceite y nada más”, contesta Norberto.

Hablar de verano, de calorcito, es también imaginar frutas, verduras, productos englobados en el concepto algo fresquito. “Ahora no se respetan las temporadas porque el público no lo hace. La mayoría de las frutas son un auténtico espectáculo de piezas bonitas, pero de sabor a nada, y ese es el futuro, que tengan sabor”. Lo dice Félix Vázquez Penagos, hijo del fundador de la Frutería Vázquez, un paraíso en Madrid. A sus 70 años ya está jubilado, pero sigue al pie del cañón como relaciones públicas (y lo que haga falta). Él trajo a España los primeros kiwis y mangos que se vieron por estas latitudes.

“Ahora es el tiempo de las frutas con hueso, cerezas, ciruelas, paraguayas, y de las judías verdes, guisantes, habas y alcachofas, perfectas para hacer una buena menestra. Yo soy un forofo de la alcachofa de Tudela; las verduras de ese lugar tienen un gran sabor porque están regadas con agua del cielo, son maravillosas: por eso las verduras del norte tienen más sabor”, nos cuenta el veterano frutero.

Puedes seguir Buenavida en Facebook, Twitter, Instagram o suscribirte aquí a la Newsletter.