La quinoa también es cosa de hombres

Mejorar el rendimiento en el gimnasio, prevenir la calvicie o atenuar las arrugas, entre sus beneficios Las mujeres no tienen el monopolio de las bondades del pseudocereal andino

Un cocinero prepara un menú con la quinoa como ingrediente principal.
Un cocinero prepara un menú con la quinoa como ingrediente principal.Cordon.

Quizás ya le suene su nombre, porque algunas de las mujeres que le rodean no paran de hablar de ella. Incluso puede la haya visto por casa y se haya preguntado: "¿Qué demonios son esos granos con apariencia de arroz inflado?". La quinoa es la dichosita planta de moda. Nombrada alimento del año en 2013 por la ONU, famosas como Gwyneth Paltrow o Jennifer Aniston la han popularizado entre el común de las mortales. Adelgazante, saciante, rejuvenecedora o antidepresiva son algunas de las características que se atribuyen a este alimento, cuyo monopolio no pertenece al universo femenino.

Rendir mejor en el gimnasio, prevenir la caída del cabello, mejorar las digestiones o mantener el apetito sexual son algunos de los beneficios de los que puede beber la marea masculina. Tan solo es necesario perder el miedo al universo herboristería y soltar aquello de "póngame un poco de quinoa, por favor". Verá cómo la humanidad sigue su curso, sin catástrofes relacionadas aperentes. Incluso es probable que el tendero le pregumte si la quiere en grano, harina o pasta. Recuerde: si la comenzaron a consumir los guerreros Incas y la NASA la incluye en el menú de los astronautas, no puede ser tan mala.

¿Pero qué es exactamente la quinoa?

Utilizada desde hace más de cinco mil años en la zona de los Andes, los incas lo llamaban “el grano de oro”, cuenta con 10 aminoácidos esenciales para el organismo y es una gran fuente de vitaminas A, C, D, E y minerales como el hierro y zinc. "Es una gramínea, algo así como un primo de los cereales, relacionado con la familia de las acelgas, las espinacas y las remolachas", explica el profesor de nutrición de la Universidad Complutense de Madrid, Antonio Villarino. Sí, suena poco apetitoso para añadirlo a platos, pero su semilla tiene un sabor parecido al de la nuez, así que es perfecto para postres, carnes o sopas. Estas son algunas de las alegrías que puede aportar al consumidor masculino:

Aliado en el gimnasio. “Una de sus ventajas es su alto contenido en hidratos de carbono complejos, que son de absorción rápida e imprescindibles para ganar masa muscular", señala Villarino. En proporción, puede tener más hidratos que la sagrada pasta. Adiós espaguetis, hola quinoa.

Además, su índice glucémico es bajo, por lo que la glucosa que contiene pasa lentamente a la sangre y beneficia el rendimiento en el gimnasio. También puede ser útil para prevenir lesiones, como roturas de huesos, o ayudar a que se curen, gracias a su alto contenido en hierro, calcio, fósforo y potasio.

Calvicie a raya. "Posee arginina, un aminoácido que ayuda en la regeneración y en la reparación de los tejidos y favorece el crecimiento del cabello", resalta la doctora Palmira Pozuelo, farmacéutica naturista. No será, por supuesto, milagroso, pero colabora en la magna obligación de cada hombre a mimar su propia cabellera.

Cosmética natural. Los pueblos andinos ya la utilizaban en modo de emplasto con otras sustancias como el alcohol para las cicatrices. Gracias a sus propiedades antioxidantes, zinc y vitaminas del grupo B, la quinoa contribuye a suavizar pieles castigadas o poco cuidadas, como la del hombre, y a alargar unos años más la aparición de las arrugas. Estamos de suerte y en el mercado ya hay varios tratamientos con quinoa. No procede realizar un emplasto casero propio, cual inca.

Mejores digestiones. Algunos lo llaman ya el sustitutivo definitivo a la carne y los vegetarianos han hecho de ella toda una vaca sagrada. "Es una fuente de proteína más limpia y mucho más fácil de digerir que la carne, ya que ésta ha de permanecer más tiempo en el estómago", explica Pozuelo. También puede ayudar con problemas como el estreñimiento, gracias a su alto contenido en fibra, al no consumirse refinada y ser integral. Con una ventaja que otros alimentos de fibra no tienen: sabe mucho mejor. Y si se pasas con el alcohol, incluye también treonina, que ayuda en la desintoxicación del hígado. Todo en uno.

Buen humor, sexo óptimo. Gracias a la fenilalanina, la quinoa influye también en el control del dolor, la reducción del estrés, los procesos de aprendizaje y hasta en el deseo sexual. Y tsin efectos secundarios.

Para todos los públicos. La quinoa encaja con todo tipo de dietas. La pueden tomar celiacos, al no incluir gluten, y diabéticos, por su bajo índice glucémico. Además, la leche de quinoa gana adeptos, entre los alérgicos, por su sabor intenso. ¿A qué hora entiende la misteriosa desaparición del brik de leche de soja de su refrigerador?

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS