Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

UPyD propone fusionar 104 municipios madrileños para ahorrar 20.000 millones al año

El partido magenta también plantea limitar a 12 los vocales vecinales en el Ayuntamiento de la capital y que ganen un máximo de 393 euros

Si los municipios madrileños de menos de 100.000 habitantes -que son 104 de 179, un 58%- se fusionaran con otros eliminando ayuntamientos que atienden a pocos parroquianos, se ahorrarían unos 20.000 millones al año, según cálculos de UpyD. Su portavoz adjunto del partido en la Asamblea de Madrid, Ramón Marcos, lo ha propuesto esta mañana en la Cámara regional. La formación magenta en la Comunidad aboga por tratar "el problema del tamaño de los municipios", por "poner la atención en los problemas reales de los ciudadanos" y no "malgastar el tiempo en la presentación de los Juegos Olímpicos".

En España hay 8.116 municipios según el Instituto Nacional de Estadística. Más de un millar de estos tiene menos de cien habitantes. La crisis ha extendido la idea entre patronales de empresarios y expertos en el sector público de fusionar municipios. La propuesta, sin embargo, no cuaja entre los alcaldes, que aseguran que la solución para evitar la asfixia de los gobiernos municipales pasa por mejorar la financiación local.

¿Hay demasiados municipios?

El Gobierno socialista tampoco es partidario de la supresión de municipios, no así la oposición. El año pasado, el líder del PP, Mariano Rajoy, dijo que había "demasiados municipios". El vicepresidente y ministro de Político Territorial, Manuel Chaves, zanjó el debate al considerar que la afirmación era una "ofensa a los ciudadanos", sin embargo, el pasado mes de junio primó la fusión "por consenso" entre los municipios sobre la supresión de las Diputaciones Provinciales.

Además de esta iniciativa, el grupo municipal de UPyD ha presentado una propuesta, que se debatirá en el pleno del Ayuntamiento de Madrid del próximo día 20, para que se reduzcan las retribuciones de los vocales de las juntas de Distrito de la capital a 393 euros frente a las actuales que oscilan entre los 1.141 y los 713 euros. El portavoz municipal de UPyD, David Ortega, ha explicado que la intención es recortar el sueldo de estos cargos para que su retribución no sea superior a la de los concejales del Pleno, limitar el tiempo que pueden ocupar la vocalía a una legislatura o a cuatro años así como establecer un máximo de doce vocales vecinos. Actualmente en el Consistorio hay 25 vocales vecinales (representantes del partido en los plenos de distrito) 14 del PP, seis del PSOE, tres de IU y dos de UPyD.

En la anterior legislatura el PP tenía 66 cargos de confianza distribuidos por todas las juntas y 336 vocales vecinos; el PSOE 168 vocales vecinos, e IU, 63. Eso son muchas dietas (alrededor de unos 1.000 euros mensuales por vocal, que suman un total de más de seis millones anuales) para militantes de los partidos a los que hay que retribuir de alguna forma su leal dedicación. En el programa electoral, el alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, anunció un nuevo modelo de ordenación municipal con el objetivo de simplificar la organización de los distritos, vigente desde 1987.

Ortega ha estimado que la limitación a 12 vocales implicaría un ahorro a 3,4 millones de euros al año -13,6 millones de euros en toda la legislatura- y que su grupo quiere que este dinero se destine al gasto social y educativo como el Servicio de Ayuda a Domicilio o a la construcción de escuelas infantiles. "Existen 525 cargos de confianza en la composición actual de las Juntas Municipales de Distrito nombrados por los partidos políticos que nos cuestan 4.515.842 euros anuales", ha recalcado el portavoz de UPyD quien ha añadido que pretenden que la retribución sea la misma para las figuras de portavoz, portavoz adjunto y vocal vecino. "De esta forma adecuaremos las retribuciones de los vocales vecinos a su verdadera dimensión participativa y no política, mostrando la necesaria austeridad de las administraciones con el destino de los fondos público", ha concluido Ortega.