Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Susan Sarandon promete volver a Machu Picchu "cuando se vayan los periodistas"

La actriz estadounidense culmina con la visita a la ciudadela inca un viaje de promoción turística por todo Perú

Hasta la lluvia ha escampado hoy en Machu Picchu, en el día de su reapertura, para dar la bienvenida a la actriz estadounidense Susan Sarandon, invitada del gobierno peruano en una campaña de promoción turística. Sarandon ha culminado así una semana en la que ha visitado Lima, Cuzco, el lago Titicaca y la ciudadela de Machu Picchu, alojada por el gobierno en hoteles de lujo y con todos los gastos pagados "pero sin recibir dinero a cambio", según ha aclarado el ministro peruano de Turismo, Martín Pérez.

Ataviada con unos pantalones vaqueros, unas zapatillas de deporte, una chaqueta con motivos incas y un chal verde, la actriz se ha convertido en la estrella en este día de reapertura del monumento inca, cerrado los pasados dos meses por culpa de las lluvias que provocaron numerosos corrimientos de tierra e inutilizaron sus accesos.

La protagonista de Telma y Louise ha sido distinguida por el alcalde de la población, Edgar Miranda, como Hija de Machu Picchu con la Orden del Sol, y ha soportado con buen humor la compañía de niños, el sonido de los pututos o caracolas marinas y la lluvia de confetis; pero no así el asedio de fotógrafos y periodistas.

"Me ha gustado mucho Machu Picchu, pero no sabía que hubiera tantos periodistas por aquí", ha dicho irónicamente la actriz, cuya separación del también actor Tim Robbins, anunciada el pasado diciembre , causó gran interés en medios de todo el mundo. "Me encantaría volver, pero cuando se vayan todos ustedes", ha insistido ante la prensa, antes de alabar el carácter amigable con que ha sido tratada por el pueblo peruano.

La invitación a la ganadora del Oscar en 1996 (por su interpretación en Pena de muerte) se enmarca dentro de los esfuerzos para promocionar la imagen del país. Según ha informado el ministro de Turismo, Sarandon ha sido la primera de una serie de personalidades internacionales en aceptar la invitación del Gobierno peruano para promocionar el turismo en el país, como son la infanta Cristina, el cantautor dominicano Juan Luis Guerra o el cineasta Steven Spielberg.