Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

550 inmigrantes llegan a las costas españolas en las últimas 24 horas

Siete bebés, 15 menores y cinco embarazadas viajaban en las expediciones

550 inmigrantes llegan a las costas españolas en las últimas 24 horas
N. Catalán/ A. Eguinoa/ C. Werb/ R. Höhr

La llegada de inmigrantes a las costas españolas ha vivido en las últimas horas un capítulo con escasos precedentes. Un total de 550 inmigrantes indocumentados han llegado en las últimas 24 horas a las costas andaluzas y canarias en nueve embarcaciones. La avalancha ha forzado al Ministerio del Interior a reclamar al Gobierno de Marruecos que intensifique el control de sus fronteras y cumpla sus compromisos en materia de readmisión de extranjeros.

El delegado del Gobierno para la Extranjería y la Inmigración, ha confirmado la llegada de 550 inmigrantes ilegales en las últimas horas, entre ellos 7 bebés, 15 menores y 4 mujeres embarazadas, en 12 embarcaciones, nueve al Estrecho y tres a Canarias.

Las costas andaluzas, en especial las gaditanas que rodean la localidad de Tarifa, han sido las más afectadas por la llegada de pateras. Hasta 389 inmigrantes han llegado en ocho embarcaciones a las playas de Andalucía, la mayoría a Tarifa y también a Motril (Granada). Seis de las pateras, con 358 inmigrantes (incluidos dos que trataban de cruzar el Estrecho a bordo de flotadores) han llegado a Tarifa. En el enorme contingente, que ha desbordado el centro tarifeño de acogida de Isla de las Palomas, se incluyen tres bebés, seis menores y seis mujeres embarazadas.

En Granada, la Guardia Civil ha interceptado una embarcación neumática con 31 inmigrantes a bordo. Mientras, en la isla canaria de Fuerteventura, un total de 72 inmigrantes fueron detenidos entre las 18.00 horas de ayer y las 6.00 de esta mañana, mientras deambulaban en grupos por la isla después de arribar a ella en tres pateras. Entre los detenidos hay 10 menores de edad.

Más control

Ante la avalancha de las últimas 24 horas, que sólo tiene un precedente desde el año 2000 -el 18 de agosto de 2001 llegaron 567 inmigrantes a las costas españolas- el Delegado del Gobierno para la Extranjería y la Inmigración ha relanzado un mensaje al Gobierno de Rabat para que aumente la vigilancia en sus costas. Así, ha explicado que en lo que va de año han sido detenidos un total de 15.157 inmigrantes en situación irregular, llegados en pateras, así como a 177 responsables de embarcaciones, según fuentes de la Delegación.

González ha justificado el llamamiento cifrando en un 50% de los detenidos los de nacionalidad marroquí, "como viene siendo tradicional". Además, ha señalado que, frente al año pasado, cuando la presión migratoria se centró sobre todo en Canarias, este año se está volcando de nuevo al Estrecho. Por ello, ha solicitado a las autoridades marroquíes a que "aumenten su colaboración para luchar contra esta inmigración irregular, porque son ellos los que tienen que proceder a la detención de estas pateras, evitar que se hagan a la mar".

Una vez que salen al mar, lo único que pueden hacer las autoridades españolas es "detenerlas, que es lo que está haciendo, además de salvar en la mayor parte de las ocasiones la vida de las personas que embarcan en estas pateras". Así, ha explicado que se está llegando al extremo de embarcar a 70 personas en embarcaciones de "apenas 8 metros de largo por dos ancho, lo cual pone de manifiesto como estas redes mafiosas ponen en peligro la vida de estos inmigrantes".