Hacienda recurre la sentencia que le obliga a devolver más de 1.000 millones a Telefónica

El fisco acude al Supremo y consigue de momento demorar el desembolso

Sede de Telefónica, en El Barrio de las Tablas de Madrid.
Sede de Telefónica, en El Barrio de las Tablas de Madrid.Luis Sevillano

Hacienda ha decidido recurrir ante el Supremo el fallo de la Audiencia Nacional que le obliga a devolver a Telefónica más de 1.000 millones, según confirman fuentes cercanas al caso. El tribunal tendrá ahora que decidir si admite a trámite el recurso y, en caso afirmativo, establecer cuál de las dos partes tiene la razón en un pleito que gira en torno a liquidaciones del impuesto de sociedades de 2009 y 2010, y que tiene origen en una operación realizada hace más de dos décadas. El desenlace del pleito implica un fuerte desembolso en efectivo, pero la entrada de caja para Telefónica se demora hasta que el Supremo resuelva.

Anteriores sentencias ya habían obligado a Hacienda a pagar a Telefónica 903 millones (702 millones de principal y 201 de intereses de demora) por el mismo litigio fiscal, que se remonta a una operación efectuada hace más de una década, en plena burbuja tecnológica. Era el año 2000 cuando Terra, la entonces filial de internet del grupo, se hizo con el buscador Lycos por unos 8.000 millones a través de un canje de acciones.

Cuatro años después, Terra vendió Lycos por una cifra muy inferior al precio de adquisición: menos de 90 millones de euros. Las minusvalías generadas, que se calcularon a partir del valor contable de las acciones del buscador, permitieron a la filial de Telefónica apuntarse un crédito fiscal de 272 millones de euros ―la normativa permite que las pérdidas se usen para reducir la base imponible de ejercicios futuros a efectos del pago del impuesto de sociedades―. Pero a posteriori la compañía se dio cuenta de que la base imponible negativa podía calcularse según el valor de mercado de las acciones de Lycos recibidas. Así que rehizo las cuentas y reclamó a Hacienda un crédito fiscal mucho más cuantioso por la misma operación.

En el informe anual relativo al ejercicio 2004, Terra señaló que estudiaba la posibilidad de acreditar una minusvalía más elevada por la operación, de hasta 7.418 millones. Esta cifra suponía un crédito fiscal de unos 2.600 millones de euros, unas 10 veces más que los inicialmente apuntados. Ese mismo año, Telefónica se hizo con el 75% de Terra para poder deducirse esas pérdidas que había acumulado tras la venta de Lycos.

Hacienda no reconoció el crédito fiscal a Telefónica, que recurrió, sin éxito, ante el Tribunal Económico-Administrativo Central (TEAC). El grupo de telecomunicaciones acudió entonces a la Audiencia Nacional, cuya resolución en 2012 causó un giro inesperado en el litigio: la Abogacía del Estado cambió su criterio a favor de la compañía, pero el fallo desestimaba la demanda de la sociedad en aspectos en que el Estado le había dado la razón. Finalmente, en 2015 el Supremo dio la razón a la empresa, pero Hacienda se resistió inicialmente a ejecutar la sentencia.

Conoce en profundidad todas las caras de la moneda.
Suscríbete

Por ello, Telefónica recurrió al TEAC, que en 2019 le dio parcialmente la razón y obligó a Hacienda a pagar 702 millones a la compañía “de las cantidades ingresadas en exceso en los ejercicios 2009 y 2010″. Después, el grupo también exigió ―otra vez con éxito― 201 millones de intereses de demora.

En conjunto, son 903 millones los que ha conseguido la compañía que preside José María Álvarez-Pallete y que se añaden a los 1.000 millones que ahora debería pagarle Hacienda. Una factura que se ha materializado después de que Telefónica volviera a la Audiencia Nacional y de que esta, en una sentencia del pasado 29 de octubre, le diera la razón por considerar insuficientes las cantidades reintegradas tras la resolución parcialmente estimatoria del TEAC.

En realidad, el fallo de la Audiencia Nacional no cuantifica la cantidad en juego. La empresa, sin embargo, estimaba en su recurso el principal del impuesto pagado en exceso en unos 1.588 millones de euros. Restados los 702 millones que ya devolvió Hacienda quedan más de 800 millones, más de 1.000 millones si se suman los intereses de demora.

Sobre la firma

Laura Delle Femmine

Es redactora en la sección de Economía de EL PAÍS y está especializada en Hacienda. Es licenciada en Ciencias Internacionales y Diplomáticas por la Universidad de Trieste (Italia), Máster de Periodismo de EL PAÍS y Especialista en Información Económica por la Universidad Internacional Menéndez Pelayo.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS