Nadia Calviño asegura que el Gobierno “no ha tratado ni discutido” la subida del salario mínimo

La vicepresidenta vuelve a condicionar el futuro aumento a la mejora de las perspectivas de la economía española

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, conversa con la vicepresidenta económica, Nadia Calviño, el pasado martes durante el Consejo de Ministros. En vídeo, las declaraciones de Calviño este jueves durante una entrevista en la Cadena Ser.Vídeo: BORJA PUIG DE LA BE / POOL MONCLOA/ EFE / CADENA SER

La perspectiva de aumentar el salario mínimo interprofesional (SMI) durante 2021 ha vuelto a recibir este jueves un varapalo por parte del ala socialista del Gobierno de coalición. La vicepresidenta económica, Nadia Calviño, ha condicionado nuevamente este incremento a la mejora de la situación económica, y por ende, a un marco de crecimiento del empleo, como requisitos necesarios para acordar un nuevo incremento de los salarios más bajos. Lo ha hecho en una entrevista en la Cadena Ser, en la que ha asegurado, además, que este asunto “no se ha tratado, ni discutido” en el Ejecutivo aún, lo que sitúa la congelación del SMI para este año como el escenario más plausible.

MÁS INFORMACIÓN
MADRID, 21/04/2021.- La ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño (c), conversa con la vicepresidenta tercera y ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, en presencia de la vicepresidenta primera del Gobierno, Carmen Calvo (i), a su llegada a una nueva sesión de control al Gobierno, este miércoles, en el Congreso de los Diputados. EFE/Juan Carlos Hidalgo
El grupo de expertos de Trabajo pide que se suba el salario mínimo hasta los 1.047 euros en 2023
Los sindicatos reclaman al Gobierno que lleve cuanto antes la subida del salario mínimo a la mesa del diálogo social

Estas declaraciones de Calviño van en consonancia con las que ha realizado en los últimos meses y que descubren una de las grietas principales entre los dos socios de Gobierno, PSOE y Unidas Podemos. Mientras desde el ala socialista condicionan la subida del SMI a la consolidación de la recuperación económica y a que el alza no produzca efectos negativos en el mercado laboral ―como concluía en su último informe el Banco de España―, desde el Ministerio de Trabajo, con la también vicepresidenta Yolanda Díaz al frente, rechazan estas cortapisas y aseguran que es en un momento como el actual, cuando las previsiones económicas son más favorables, cuando ha de seguir proyectándose una subida que equipare al SMI con el 60% del salario medio. “Hicimos bien en ser prudentes en diciembre (respecto a la subida del SMI)”, ha señalado Calviño, en referencia a que, a falta de acuerdo entre los agentes sociales y entre las dos alas del Gobierno, se decidió congelar el salario mínimo en los actuales 950 euros en 14 pagas.

A pesar de que desde Trabajo no dan la subida por perdida, y se remiten al informe que prepara el comité de expertos ―cuyo último borrador recomienda que el salario mínimo se eleve hasta una horquilla entre 1.012 euros y 1.047 euros en 14 pagas de aquí a 2023―, ya son muchas las voces de peso en el Ejecutivo que contravienen el aumento del SMI, al menos en un escenario inmediato.

La última ―antes de la entrevista de Calviño―, fue la del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, este miércoles en una rueda de prensa junto a la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen. Sánchez refrendó los argumentos ya esgrimidos por distintos ministros para rebajar la temperatura. “Vamos a hablar con los agentes sociales, con empresarios y sindicatos, pero el principal objetivo que tiene el Gobierno de España es consolidar la recuperación económica y la creación de empleo”, señaló el presidente, condicionando un hipotético nuevo aumento a la mejora de la coyuntura económica.

Justamente, la vicepresidenta tercera Yolanda Díaz ha defendido hoy, pese a que “el Gobierno no ha tomado ninguna decisión”, la posición del Ministerio de Trabajo que dirige y ha señalado que “siempre hay margen” para elevar el SMI. Díaz, quien ha participado en el Encuentro del Círculo de Economía, ha anunciado que mañana se presentará el informe encargado a expertos sobre la senda de la evolución del salario mínimo para esta legislatura, a partir del cual se deberá tomar una decisión, informa Dani Cordero.

Díaz ha defendido que la Unión Europea está volcada en la fijación de salarios mínimos como fórmula para luchar contra la pobreza y ha resaltado además del momento. “El IPC sube a un 2,7%, la factura de la luz sube y todo sube”, ha concluido como argumento para subir los salarios a aquellos trabajadores cuyos contratos están desprotegidos por convenios colectivos.

El presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, ha defendido que el actual “no es el momento” para subir el SMI, al considerar que el foco debe ser la consolidación del empleo tras la crisis económica que ha generado la pandemia. Todo lo contrario ha defendido el secretario general de UGT, José María Álvarez, quien ha advertido de protestas si no se acaba revisando. “Si no hay aumento vamos a incrementar nuestras moviliziaciones, porque no hay razones para que no se haga”.

Compromiso de legislatura

En el frente socialista, otra de las figuras que se ha posicionado más contundentemente en favor de retrasar la subida del SMI ha sido la portavoz y ministra de Hacienda, María Jesús Montero, que si bien no se ha mostrado contraria a acordar una senda de crecimiento progresiva, ha condicionado esta a que sus efectos no sean nocivos para el empleo. “Podremos discutir cómo se distribuye [la subida del SMI] en 2022 y 2023 o si se incorpora en 2021 [una parte]. Es importante llegar al compromiso de que alcance el 60% del salario medio, pero también que sea compatible con la generación de empleo”, señaló este martes en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.

Según los datos que se conocen del borrador en el que trabaja el grupo de expertos que reunió Trabajo, la subida del SMI hasta esa horquilla entre 1.012 euros y 1.047 euros en 14 pagas de aquí a 2023 supondría un incremento de entre el 6,5% y el 10,2%. Calviño, que no ha entrado a valorar estas cifras, sí ha recordado que el Gobierno de Pedro Sánchez es el que más ha subido el SMI, un 30%, y que “está comprometido con seguir elevándolo a lo largo de la legislatura”.

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance.
RECÍBELO EN TU CORREO

Regístrate gratis para seguir leyendo

Sobre la firma

Gorka R. Pérez

Es redactor de la sección de Economía y está especializado en temas laborales. Ha desarrollado la mayor parte de su carrera en EL PAÍS. Antes trabajó en Cadena Ser. Es licenciado en Periodismo por la Universidad del País Vasco y Máster en Información Económica de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS