Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ryanair cobrará por las maletas de mano a partir de noviembre

Los pasajeros deberán pagar 8 euros por viajar con una maleta pequeña de hasta 10 kilos facturada que hasta ahora eran gratuitas

Ryanair vuelve a hacer caja con los equipajes. La aerolínea irlandesa cobrará 8 euros a partir de noviembre por las pequeñas maletas de mano de medidas clásicas (55x40x20) y solo permitirá viajar con un bulto pequeño (bolso, maletín o mochila pequeña) de forma gratuita. Además, esa maleta de mano por la que han pagado 8 euros los pasajeros tendrán que facturarla en los mostradores de Ryanair, antes de pasar el control de seguridad del aeropuerto, y viajará en la bodega, con lo que tendrán que recogerla en las cintas de equipaje a la llegada. Para poder llevar una maleta de mano y además en cabina, Ryanair solo deja otra opción también de pago: la tasa de pasajero prioritario.

Una turista en el mostrador de Ryanair en el aeropuerto de El Prat el 25 de julio.

El cambio que obliga a pagar por la maleta de mano entra en vigor el 1 de noviembre, pero se aplicará también a todos los vuelos reservados desde el próximo 1 de septiembre.

Desde enero, la compañía ya obligaba a bajar a la bodega las maletas de mano de los viajeros que no habían pagado un suplemento (la llamada tasa de pasajero prioritario que vale 6 euros). Pero si estaba dispuesto a que su maleta de mano acabara en la bodega, Ryanair no le no cobraba por ello, se bajaba a la bodega directamente desde la puerta de embarque y los pasajeros podían recoger esos equipajes a su llegada en el aeropuerto de forma gratuita. A partir del 1 de noviembre, el viajero deberá pagar también para viajar con la maleta de mano de medidas clásicas en la bodega, según ha informado la propia compañía en su página web.

Los pasajeros que no paguen la tasa de prioritarios tendrán que pagar 8 euros por cada maleta de hasta 10 kilos si lo pagan por adelantado con su reserva. Pero si agregan más tarde el derecho a llevar maleta de mano —pueden hacerlo hasta 40 minutos antes de la hora de salida programada del vuelo—, el coste ascenderá a 10 euros. Las maletas deberán facturarse antes de pasar los controles de seguridad. Si el usuario no ha facturado esa maleta y llega a la puerta de embarque, deberá abonar 25 euros y su maleta será bajada a la bodega.

En cuanto al bulto tipo bolso que sí pueden llevar todos los viajeros a bordo, tendrá que tener las medidas 40x20x25 centímetros. Es el equivalente a un bolso, una mochila o un maletín de ordenador.

La medida entrará en vigor el 1 de noviembre pero se aplicará a los vuelos reservados desde el 1 de septiembre.

¿Hay alguna forma de pagar menos de 8 euros?

En realidad, Ryanair pretende claramente incentivar el pago de su tasa de prioridad de 6 euros. Porque para los que contraten el Embarque Prioritario, la política no cambia. Por un suplemento de 6 euros, sí pueden portar dos bultos (bolso y maleta pequeña), y además dentro de la cabina del avión.

¿Pero por qué alguien iba a pagar entonces 8 euros por llevar una maleta de mano en la bodega si pagando 6 euros, puede llevarla a bordo? Ryanair asegura que es porque algunos pasajeros prefieren facturar su equipaje y así no tener que pasar con ellas el control de seguridad que impide llevar líquidos, por ejemplo. Pero en realidad, el problema es que los llamado viajeros Priority tienen un límite: 95 clientes por vuelo. Así que la mitad de los pasajeros no tendrán opción de contratarlo y acabarán teniendo que pagar 8 euros en lugar de 6 euros por un equipaje de mano que va facturado en bodega.

Nueva política de equipajes.
Nueva política de equipajes.

Justificación de la medida

La empresa ha justificado esta medida para "reducir los retrasos en los vuelos y abaratar el coste del equipaje facturado", porque obligaba al etiquetado de hasta 120 maletas que causaron retrasos en los plazos de entrega de 25 minutos.

El 60% de los pasajeros no se verán afectados por esta medida, según la compañía, pues un 30% adquiere Priority y otro 30% viaja sin maleta. Ryanair espera que el 40% de los viajeros que se verán afectados contratarán el servicio prioritario o dejarán de llevar esta maleta de hasta 10 kilos.

La aerolínea irlandesa Ryanair cambió en enero su política de equipaje, impidiendo subir con dos bultos de mano a la cabina del avión a menos que el cliente reservara el Embarque Prioritario por seis euros adicionales a través de su aplicación oficial. Ahora da una vuelta de tuerca más en esa política restrictiva.

Aunque la firma asegurado en una nota que "no espera ganar dinero" con esta medida, la misma coincide con la nueva política laboral de la empresa que ha tenido que mejorar las condiciones laborales de sus pilotos tras la oleada de huelgas, lo que ha disparado sus costes laborales.

Más información