Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Así son los contribuyentes que ocultan a Hacienda su patrimonio extranjero

La Agencia Tributaria traza perfiles de quienes no presentan el modelo 720 o esconden datos para pagar menos al fisco

Así son los contribuyentes que ocultan a Hacienda su patrimonio extranjero

La Agencia Tributaria ha recaudado 840 millones de euros tras inspeccionar a contribuyentes que presentaron el modelo 720, que obliga a informar sobre el patrimonio en el exterior. Desde 2013, cuando entró en vigor la obligación de declarar los bienes y derechos en el extranjero, los españoles han informado sobre bienes y derechos por valor de 141.000 millones. El director de la Agencia, Santiago Menéndez, recordó el miércoles que se ha seleccionado a un grupo de 7.000 contribuyentes que no han presentado esta declaración cuando tenían obligación de hacerla o han omitido datos. Hacienda ha establecido ya sanciones de hasta el 150% de la cuota defraudada a 436 de estos ciudadanos. “Estos contribuyentes presentan un perfil de todo menos de hermanitas de la caridad”, apuntó Menéndez.

La Agencia ofrece ejemplos, sin dar nombres, de por qué ha sancionado a este tipo de contribuyentes. Estos son los casos:

Caso 1. Contribuyente que no ha presentado la declaración de bienes en el extranjero (modelo 720). La Agencia Tributaria detecta que este ciudadano es titular de cuentas bancarias y otros productos financieros en Portugal por un importe superior a los 440.000 euros. El contribuyente no puede acreditar que, al menos, la mitad de esta cantidad haya sido obtenida durante años en los que no residía en España, ni tampoco que esa cantidad ya la hubiera declarado en Portugal. La Agencia considera que esa cantidad es una ganancia de patrimonio no justificada a integrar en la base general. Así que, tras la inspección, le presenta un acta de liquidación de 120.000 euros de cuota e intereses, a lo que habría que sumar la sanción correspondiente.

Caso 2. Contribuyente que tampoco ha presentado el modelo 720. Los agentes de aduana de la Agencia Tributaria descubren a un contribuyente que intenta pasar 50.000 euros por la frontera. El contribuyente no logra explicar de dónde procede el dinero y Hacienda lo declara como ganancia patrimonial no justificada. Durante la investigación los inspectores descubren otros bienes y dinero por casi un millón de euros que había sido obtenido por la aportación de acciones de tres sociedades de Costa Rica en la constitución de otra sociedad española. Es decir, el contribuyente había montado supuestamente un entramado societario a través de Costa Rica para evadir o blanquear dinero. Hacienda le presenta un acta con una liquidación de más de 300.000 euros de cuota e intereses, a lo que habría que sumar la sanción correspondiente de hasta el 150% de la cuota defraudada.

Caso 3. La Agencia revisa la información que ha proporcionado un contribuyente que presentó la declaración de bienes en el extranjero y detecta la existencia de numerosas entradas en cuentas bancarias en otros países mientras que en la declaración solo informaba de bienes de carácter inmobiliario. Tras la investigación, Hacienda detecta ganancias no justificadas por un importe superior a los 200.000 euros. Presenta acta de liquidación de más de 100.000 euros de cuota e intereses.

Caso 4. Un ciudadano que presentó el modelo 720 en 2013 declaró tener un depósito en Suiza por más de 700.000 euros. Tras realizar una investigación, la Agencia concluye que este contribuyente tenía que haber presentado la declaración de bienes en el extranjero en 2012 porque entonces tenía una cuenta en Suiza con más de 650.000 euros. El contribuyente cierra esa cuenta en 2013 y pasa el saldo a otra también en Suiza.

El mismo contribuyente se había acogido a la amnistía fiscal de 2012 al declarar 120.000 euros de la cuenta bancaria que entonces tenía en Suiza. La investigación de la Agencia Tributaria concluyó con un acta de inspección por 530.000 euros (la diferencia entre los 650.000 euros que tenía en la cuenta y los 120.000 euros de la amnistía). La inspección considera además que el contribuyente pretendía ocultar la cuenta original de 2012, porque la cerró y abrió otra con un importe similar en 2013, que fue la que utilizó para declarar el modelo 720, con un ánimo evidente de ocultación para evitar el rastreo de la amnistía fiscal (declaración tributaria especial, DTE). Finalmente, Hacienda presenta un acta de liquidación por más de 300.000 euros de cuota e intereses sin incluir la sanción.

Caso 5. La Agencia Tributaria detecta que un contribuyente español tiene una participación en una empresa argentina por un valor de más de 660.000 euros y no lo había declarado en el modelo 720. Tras el inicio de la inspección, el contribuyente presentó una declaración extemporánea (fuera de plazo) del impuesto sobre patrimonio. El ciudadano no explica el origen del dinero ni siquiera trata de justificar la procedencia de los fondos invertidos en la sociedad argentina. La inspección concluye que existe una ganancia de patrimonio no justificada por 856.000 euros. Le presenta un acta de liquidación por 533.000 euros de cuota e intereses sin sanción.

Caso 6. Hacienda investiga a un contribuyente con un amplio historial fraudulento. Incluso había sido condenado anteriormente por delito fiscal. El ciudadano simulaba vivir en el extranjero. La inspección realiza en 2014 un registro de varias de sus sociedades en España y emite requerimientos de información a diferentes países. La investigación revela un gran entramado societario en el extranjero. También se destapan varias operaciones de venta reales y ficticias para simular una situación de insolvencia para escamotear pagos a terceros. Por supuesto, este contribuyente no había presentado la declaración de bienes en el extranjero. Hacienda concluye que este ciudadano tenía una ganancia patrimonial no justificada de más de seis millones de euros. La Agencia liquida 3,5 millones de euros de cuotas e intereses a falta de concretar la multa, que podría ascender al 150% de la cuota defraudada.