Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Guindos dice que el IVA cultural se mantendrá en el 21%

Señala que la economía crecerá cerca del 1% en el tercer trimestre del año

El ministro de Economía, Luis de Guindos
El ministro de Economía, Luis de Guindos EFE

El ministro de Economía, Luis de Guindos, asegura que los tramos y gravámenes del IVA no se van a modificar, ni siquiera el que afecta a la industria de la cultura (el 21%). En una entrevista concedida a la agencia Efe, Guindos destaca que el Gobierno ya ha puesto de manifiesto cuáles son las reformas fiscales que quería impulsar y recalca que del IVA no se tocará nada, “más allá de los cambios puntuales que se pueden derivar de la normativa comunitaria”.

Guindos recuerda que ya se ha aprobado la segunda parte de la rebaja del IRPF —fue adelantada a julio, aunque estaba prevista para 2016— y que queda la última fase de la reducción del impuesto de sociedades. El ministro de Economía recalca que el IVA cultural se quedará en el 21%, tipo al que subió desde el 8% en septiembre de 2012, un incremento contra el que se ha pronunciado todo el mundo cultural, así como los principales partidos de la oposición, que solicitan que se rebaje.

En cuanto a la marcha de la economía, Guindos explica que prevé que crezca entre julio y septiembre a un ritmo similar al de los dos trimestres anteriores: el 0,9% del PIB en el primero y el 1% en el segundo. Los indicadores adelantados muestran que el crecimiento en el tercer trimestre va a estar en un entorno “muy parecido” al de los dos anteriores, precisa.

Más turismo y consumo

Para avanzar ese crecimiento cercano al 1%, el ministro se basa en señales como que el año turístico es muy bueno, que el consumo continúa “tirando” y que la recaudación tributaria va a seguir creciendo a ritmos “relativamente importantes”. A su entender, aunque siempre hay incertidumbres, como las próximas elecciones generales, los fundamentos de la economía española para los próximos “tres, cuatro o cinco años” son ya “completamente diferentes”, si se comparan con la situación que había en 2012.

Guindos considera que España ya ha recuperado toda la competitividad perdida desde que se incorporó al euro, que el sistema bancario se halla mucho más saneado, que el déficit público es menos de la mitad que en 2011 y que el sector inmobiliario ya se ha ajustado. Por estos elementos, concluye que en los próximos “dos o tres años” España está en condiciones de salir “completamente” de la crisis.