La hostelería es el motor de la creación de empleo

Las Administraciones públicas destruyen más de 50.000 puestos de trabajos

Un camarero sirve en una terraza
Un camarero sirve en una terrazaEFE

Los bares y restaurantes forman parte de la cultura española. Lo son tanto, que una conocida marca de bebidas lanzó hace poco una campaña de publicidad basada en la importancia social de estos locales y la llamó "benditos bares". Por eso, en cuanto la economía comienza a mostrar los primeros síntomas de reactivación, aunque sean aún muy débiles, la hostelería lo refleja.

Este sector fue el motor de la creación de empleo durante 2013. Los bares y restaurantes fueron el sector que más empleo crearon el año pasado. En España hay en torno a 330.000 locales destinados a la hostelería, que crearon 90.900 puestos de trabajo, lo que supone un aumento del 6,9% respecto al año anterior, según la encuesta de población activa (EPA), difundida ayer por el INE.

El sector financiero y de seguros también ayudó al impulso de los puestos de trabajo. Creó 30.500 empleos, un 6,8% más que el ejercicio precedente, cuando las entidades financieras tuvieron que hacer frente a las pesadas provisiones de capital por las exigencias de Bruselas tras el rescate al sector.

En el polo opuesto, la construcción —el sector más devastado por la crisis— sigue digiriendo los efectos del pinchazo. El precio de los pisos parece haber tocado fondo o estar cerca de hacerlo, pero las operaciones inmobiliarias apenas remontan. La anemia se deja notar en la estadística. La construcción fue el sector que más puestos de trabajo destruyó el año pasado: 95.500, lo que rebaja el empleo en esta actividad un 9,8% respecto al año anterior.

Las Administraciones públicas siguen administrándose su particular medicina para ajustar sus cuentas en números rojos. El empleo en el sector público se redujo el año pasado en 50.300 personas, un 4,1% menos. En la subrama de la educación, vinculada también a las Administraciones públicas, también se destruyeron 46.400 empleos. Esta reducción de efectivos en las plantillas de las Administraciones se debe fundamentalmente a la no sustitución de las jubilaciones de los funcionarios.

Sobre la firma

J. S. G.

Redactor jefe de Economía y Negocios en EL PAÍS. Estudió Económicas y trabajó cinco años como auditor. Ha cubierto la crisis financiera, contado las consecuencias del pinchazo de la burbuja inmobiliaria, el rescate a España y las reformas de las políticas públicas de la última década. Ha cursado el programa de desarrollo directivo (PDD) del IESE.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción