Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
BANCA

Santander compra un 8% del Bank of Shanghai por 470 millones

La operación tendrá un impacto de un punto básico en el capital del grupo financiero español

El Banco Santander continúa expandiendo su presencia en China. Según ha informado el grupo presidido por Emilio Botín este martes, la entidad ha cerrado un acuerdo con el HSBC para hacerse con el 8% del Bank of Shanghai (BoS) que hasta ahora estaba en manos de la entidad con sede en Londres. La operación está valorada en 470 millones de euros.

"Santander estima que su inversión conjunta en la operación, que incluye el precio de adquisición a HSBC del mencionado 8% y los costes de la cooperación estratégica y técnica con Bank of Shanghai, será de aproximadamente 470 millones de euros", explica la nota, que añade que tendrá un impacto de aproximadamente 1 punto básico en el capital del grupo español. Esto es porque al no superar el límite del 10% que impone la nueva normativa de Basilea III, la inversión no penalizará a sus niveles de capital.

La operación convertirá al Santander en el segundo mayor accionista de BoS y en su socio estratégico internacional. Se estima que el cierre de la toma de participación tendrá lugar en el primer semestre de 2014, una vez se obtengan las autorizaciones regulatorias a las que queda sujeta la operación.

Según los términos del acuerdo, Santander aportará un equipo profesional a BoS para trasladar la experiencia y conocimiento del Santander en materia de riesgos y en el negocio de banca comercial. Ambas entidades desarrollarán conjuntamente actividades de banca mayorista.

BoS es el segundo mayor banco comercial urbano del país, con unos activos totales de 98.000 millones de euros y un beneficio neto que ascendió a 902 millones de euros al cierre de 2012. La entidad cuenta con 294 sucursales, de las que 231 están en Shanghai, donde se encuentra su sede, y concentra el 70% de sus activos. Además, está presente en otras diez ciudades chinas y es el único banco urbano chino con sucursales en la Zona de Libre Comercio de Shanghai. Tiene más de 8 millones de clientes particulares y casi 200.000 clientes corporativos, la mayoría de los cuales son pequeñas y medianas empresas.

Con la compra, el Santander refuerza su apuesta por China tras recibir en mayo autorización del Gobierno de Pekín para comprar el 20% de Bank of Beijing Consumer Finance Company (BOBCFC), una de las primeras entidades del país dedicadas a financiar las compras de las familias y empresas. También está presente en el sector de la financiación de la compra de coches, pues en marzo de este año, comenzó a operar formalmente Fortune Auto Finance, una joint venture formada por Santander y el fabricante automovilístico chino Anhui Jianghuai Automobile (JAC). Fortune es una empresa de financiación de automóviles multimarca que opera en todo el país y de la que el banco controla el 50%.

Por otra parte, Santander desarrolla actividades de banca mayorista en China, fundamentalmente de financiación de los importantes flujos comerciales existentes entre el gigante asiático y América Latina. Actualmente, el banco cuenta con sucursales en Shanghai y Hong Kong y una oficina de representación en Pekín, que próximamente se convertirá en sucursal. En 2012, Santander fue la primera entidad financiera española y latinoamericana en recibir la autorización para operar en renminbi, la moneda local china, que le permite realizar las operaciones de sus clientes corporativos establecidos en el país.