Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las ventas del comercio suben tras tres años de caídas por el ‘efecto IVA’ de 2012

El repunte se produce tras el desplome del mismo mes de 2012 por la subida de impuestos

El sector aún recorta empleo y ya suma dos años con tasas interanuales negativas de ocupación

Imagen de dos compradores ante un comercio.
Imagen de dos compradores ante un comercio. EFE

La economía española acaba de salir de la recesión, pero está aún lejísimos de volver a los niveles de actividad y empleo previos a la crisis. En el largo y bacheado camino de recuperación que los expertos auguran, la creación de puestos de trabajo y el aumento del consumo privado, en tasa anual, son dos referencias ineludibles. El Gobierno vaticina que lo primero ocurrirá, a escala diminuta, en la segunda mitad de 2014. Las ventas del comercio, un indicador esencial para calibrar la pujanza del gasto privado, arrojan ya un dato positivo: según ha informado este martes el Instituto Nacional de Estadística (INE), en septiembre aumentaron un 2,2% respecto al mismo mes de 2012, el primer incremento en más de tres años. Pero, por ahora, es poco más que un espejismo estadístico: aún habrá que esperar algunos meses para certificar la recuperación del consumo. 

Porque lo que refleja la estadística debe mucho más a lo que ocurrió el año pasado, que a la evolución reciente de las ventas del comercio. En septiembre de 2012 entró en vigor la subida del IVA (del 18% al 21%), que el Gobierno pactó con Bruselas para rebajar el déficit público. En plena recesión, el nuevo recargo fiscal llevó a un efímero repunte de las compras en agosto de 2012, para sortear el recargo tributario, al que siguió un desplome sin igual en la serie estadística: corregidos los efectos estacionales y de calendario, el índice de comercio bajó un 9,4% en tasa mensual y un 11,6% en la comparación anual. Y es con ese mes tan inusual con el que se compara ahora para concluir que se ha producido el primer repunte en tres años. 

De hecho, con relación al resto de 2013, las ventas de los comercios minoristas en septiembre fueron mal. Sin el efecto estacional y a igualdad de días hábiles, unos filtros que intentan hacer comparables todos los meses, el índice de comercio fue un 2,5% inferior al de agosto, lo que supone la peor evolución mensual en lo que va de año. Y si se toman los datos de los dos meses, para evitar la distorsión del efecto de la subida del IVA, las ventas minoristas siguen siendo inferiores en 2013 que en 2012.

En la comparación anual, sin embargo, es posible que siga habiendo tasas positivas hasta final de año, de nuevo porque el final de 2012 fue especialmente negativo para el consumo: al efecto inicial de la subida del IVA, se le sumó la supresión de la paga extraordinaria de Navidad a los funcionarios en diciembre. Hasta principios de 2014 será difícil comprobar si, tras el espejismo estadístico, hay un aumento consistente de las ventas del comercio, si la confianza de los consumidores se fortalece.

Una lectura que el secretario de Estado de Comercio, Jaime García-Legaz, anticipa ya. "Poner fin a tres años de caídas en las ventas es una muy buena noticia, la primera señal de que la recuperación comienza a trasladarse a la economía real", afirmó este martes. "Parece que la caída de las ventas se ha amortiguado, lo que unido a la mejora de la confianza del consumidor y a la confirmación por parte del Gobierno de que los empleados públicos sí tendrán paga extraordinaria este año, hace que afrontemos con optimismo los últimos meses del año, especialmente la campaña de Navidad", abundó el presidente de la Confederación Española de Comercio, Manuel García-Izquierdo.

Por modos de distribución, todos ellos incrementaron sus ventas en septiembre. El mayor repunte fue para las empresas unilocalizadas, donde las ventas aumentaron un 3,1%, seguidas de las pequeñas cadenas (+2,6%), las grandes superficies (+2,4%), y las grandes cadenas (+1,5%).

Pese a la mejora en la facturación, el empleo en el sector del comercio minorista disminuyó un 1,8% en el noveno mes del año, igualando el descenso interanual que se registró en agosto, con retrocesos en todos los modos de distribución, sobre todo en pequeñas cadenas (-4,3%).

Solo tres comunidades recortan sus ventas

Según los datos del organismo estadístico, las ventas del comercio minorista sin incluir las estaciones de servicio se incrementaron un 2,2% en septiembre respecto a igual mes de 2012, mientras que las ventas en las estaciones de servicio avanzaron un 1,2%.

Las ventas de los productos alimenticios se redujeron un 2% en septiembre en tasa interanual, mientras que las de los no alimenticios repuntaron un 5,2%. Entre estos últimos, los mayores crecimientos de las ventas se dieron en el segmento de otros bienes (+6,8%) y equipo del hogar (+4%), seguido de equipo personal (+1,2%).

Las ventas del comercio minorista aumentaron en septiembre en 14 comunidades autónomas. Los únicos descensos interanuales se produjeron en País Vasco (-2,4%), y Castilla y León y Extremadura (-1,1% en ambos casos). En el lado opuesto, los mayores avances se los apuntaron Baleares (+10%) y Comunidad Valenciana y Canarias (+4,1%).

El empleo se reduce un 1,8%

El empleo en el sector del comercio minorista disminuyó un 1,8% en el noveno mes del año, encadenando de este modo 24 meses consecutivos de caídas interanuales e igualando el descenso registrado en agosto.

En septiembre se produjeron recortes de empleo en todos los modos de distribución. Los mayores descensos los registraron las pequeñas cadenas y las grandes superficies, donde el empleo se contrajo un 4,3% y un 3,6%, respectivamente, mientras que las empresas unilocalizadas y las grandes cadenas recortaron la ocupación un 0,7% y un 1,2%.

En términos mensuales (septiembre sobre agosto), la ocupación bajó un 1,1% en el sector. Por modos de distribución, los mayores descensos del empleo fueron para las grandes superficies (-2,9%) y las grandes cadenas (-1,7%), mientras que las pequeñas cadenas y las empresas unilocalizadas recortaron la ocupación un 1% y un 0,6%, respectivamente.

El empleo en el comercio minorista disminuyó en 13 comunidades durante el noveno mes de 2013, principalmente en Madrid (-4,9%), Castilla y León (-4%) y Murcia (-2,9%).

Los únicos avances los registraron Baleares, Canarias y Comunidad Valenciana, con subidas del 1,4%, del 1% y del 0,9%, respectivamente, mientras que País Vasco no experimentó variaciones en su nivel de ocupación.