Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Barclays reduce su exposición a la deuda de España en un 14% por la crisis

La entidad británica cierra el primer trimestre con unos números rojos de 412 millones

Un hombre pasa delante de una sucursal de Barclays en Londres.
Un hombre pasa delante de una sucursal de Barclays en Londres. EFE

El banco británico Barclays ha reducido a lo largo del primer trimestre del año su exposición a deuda soberana española hasta 2.159 millones de libras (2.665 millones de euros), lo que supone un 14,6% menos que al finalizar 2011, según ha revelado la entidad, que rebajó también su cartera de deuda de otros países de la periferia del euro. Esta aversión al papel del Estado de los inversores extranjeros no es exclusiva de Barclays, ya que el dinero apostado en deuda española se ha reducido en los últimos meses, hasta bajar del 50% del total de 2011 al 42% a cierre de febrero.

La exposición total de Barclays a España ascendía al finalizar el primer trimestre del año a 25.731 millones de libras (31.766 millones de euros), un 3% por debajo del dato del cierre de 2011, tras rebajar un 31,4% su exposición a instituciones financieras españolas y un 6,1% a empresas, mientras que la exposición a hipotecas disminuyó un 2,6%.

Asimismo, la entidad redujo un 3,4% su exposición total a Italia, tras recortar un 14,4% su cartera de bonos soberanos del país transalpino. En el caso de Portugal, Barclays rebajó un 6,6% su exposición total, después de reducir un 26,6% su cartera de deuda soberana lusa.

Barclays obtuvo 8.200 millones de euros en la segunda subasta de liquidez a tres años del BCE, fondos que destinó principalmente a sanear sus operaciones en España y en menor medida su negocio en Portugal. La entidad, que no tomó parte en la primera subasta, destinó 6.200 millones, el 75,6% de los fondos recibidos, a su filial española, mientras que los 2.000 millones restantes fueron a su negocio en Portugal.

Por otro lado, Barclays informó de que en los tres primeros meses del año registró pérdidas por importe neto de 337 millones de libras esterlinas (412 millones de euros), frente al beneficio neto de 1.241 millones de libras (1.518 millones de euros) del mismo periodo de 2011, debido al impacto negativo de distintos elementos extraordinarios.

De hecho, sin contabilizar el impacto de estos factores, principalmente relacionados con ajustes en el valor de su deuda, el beneficio neto de la entidad se situó en 1.868 millones de libras (2.285 millones de euros), un 25% por encima del año anterior.

Los ingresos operativos netos de Barclays sumaron en los tres primeros meses del ejercicio 4.740 millones de libras (5.800 millones de euros), un 27% menos, mientras que las provisiones por riesgo de crédito bajaron un 16%, hasta 778 millones de libras (952 millones de euros).

El mercado ha recibido positivamente estos resultados, ya que sus acciones han subido en torno al medio punto porcentual, hasta las 212 libras.