Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un hombre se entrega a la policía en Vigo tras matar a su mujer a cuchilladas

Un hombre de 41 años mató ayer a su mujer, de 39, a cuchilladas en el domicilio familiar, en una parroquia de Vigo. Empleó un cuchillo de cocina. El presunto agresor, que acudió a la comisaría de Vigo para confesar su crimen, había abandonado recientemente el domicilio familiar, tras iniciar los trámites para su separación. La pareja tenía dos niños, de 13 y 8 años, ausentes en el momento del crimen. Con esta muerte se eleva a 49 el número de mujeres fallecidas por violencia machista este año.

La policía conoció los hechos por la propia inculpación del hombre, que se presentó en la comisaría sobre las 14.45 y facilitó la dirección de la vivienda, en la parroquia de Coruxo. Varios vehículos policiales se desplazaron allí. Los agentes encontraron el cadáver de la mujer en el pasillo, boca abajo -podría haber fallecido horas antes, según las primeras impresiones de los agentes-, y el arma homicida, un cuchillo de cocina. Los policías también apreciaron desorden en el mobiliario, como si hubiera habido una refriega previa. No constan antecedentes por denuncias de violencia machista en esta pareja. Vecinos próximos al domicilio indicaron a la prensa que nunca habían presenciado discusiones entre ellos y les calificaron como "discretos". No obstante, otras fuentes vecinales indicaron a la policía que la noche del lunes al martes habían oído ruidos que podrían corresponder a los de una trifulca del matrimonio.

El presunto homicida quedó detenido en la comisaría, donde estaba previsto tomarle declaración ayer mismo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 12 de octubre de 2011