Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP insiste en que los expedientes están manipulados

Viera avisa de que se querellará contra Soto si no rectifica

"Los expedientes se van montando a conveniencia, de modo que por el camino se van perdiendo nombres de dirigentes socialistas". Con esta frase denunció ayer la portavoz del PP andaluz, Rosario Soto, la "manipulación" que, sostuvo, realiza la Junta de los expedientes de regulación de empleo (ERE) durante su instrucción interna.

Soto puso como ejemplo el ERE de la empresa Fundiciones Caetano. La Junta, según ella, detalla en su instrucción que aparecen folios, escritos a mano y fechados en mayo y septiembre de 2006, "que parecen ser borradores sobre acciones de preparación del nuevo ERE y notas sobre reuniones en las que se señalan gestiones a realizar, como hablar con determinadas personas para conseguir una concreta calificación de los terrenos". Soto explicó que esos nombres que se omiten y no se precisan son los del exdelegado de Empleo Antonio Rivas y el secretario general del PSOE sevillano, José Antonio Viera, "quienes pretenden que al alcalde de Guillena (Sevilla), Justo Padilla, le otorguen la calificación industrial para unos nuevos terrenos".

La popular aseguró que su partido sabe que se trata de estas personas porque "tenemos documentación y servicios jurídicos, y nosotros sí que estamos estudiando los expedientes". Rosario Soto agregó que este caso prueba que la investigación de la Junta es un "fraude", y anunció que el grupo parlamentario popular ha vuelto a pedir una comisión de investigación en la Cámara, así como que el Gobierno remita los expedientes de las 584 subvenciones que concedió la Consejería de Empleo a 284 empresas desde 2001. También acusó a la Junta de "ralentizar" intencionadamente el proceso para que "no llegar a fecha comprometida [las elecciones generales de noviembres y las autonómicas de marzo] con el escándalo de los ERE".

Por su parte, José Antonio Viera, negó ayer haber manipulado los expedientes y anunció que se va a querellar contra Rosario Soto si no prueba "las falsedades e insidias". En una nota, Viera asegura que el PP continúa con una "deleznable cacería política" con "calumnias" de las que deberán dar cuentas en los tribunales". "Emplazo a la señora Soto a que en 24 horas, lleve al juzgado número 6 de Sevilla la documentación que dice que tiene el PP, porque si no, estaría cometiendo un delito de ocultación de pruebas", señala.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 23 de septiembre de 2011