Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:Final de una carrera al límite

"Camden no te olvidará"

Vecinos y amigos muestran su tristeza en la casa de Winehouse y en Twitter

El soul de Amy Winehouse se apagó sin que nadie lo esperara ayer por la tarde. Anoche todavía se desconocían las causas de su fallecimiento y las investigaciones seguían su curso. Una portavoz de la cantante aseguró que los amigos estaban "conmocionados y destrozados" y confirmó que el padre, Mitch, ya se había enterado y regresaba desde Nueva York. Ningún portavoz se refirió a las razones del trágico suceso.

Los rumores sobre su muerte comenzaron a circular en redes sociales como Twitter y Facebook apenas una hora más tarde. La muerte de la cantante de Rehab era trending topic en minutos. Entre quienes mostraron su sorpresa en lnternet estaba la esposa del ex ministro británico Sarah Brown. "Tristes noticias sobre Amy Winehouse, un gran talento y una extraordinaria voz con un final trágico, mi pésame a la familia", escribió.

También la actriz y cantante Kelly Osbourne que, como Winehouse, ha pasado por tratamientos de rehabilitación por su adicción a las drogas, escribió en la Red: "No puedo respirar. Estoy llorando desesperadamente por haber perdido a una de mis mejores amigas. Te querremos para siempre y no podremos olvidar tu auténtico yo".

Poco después de que el rumor llegara a Twitter un puñado de fans se dirigían a la casa de Winehouse desde el metro de Camden para confirmar la noticia en primera persona. Alrededor del cordón policial un centenar de adolescentes miraban incrédulos el trasiego de policía y forenses a última hora de la tarde. Algunos de ellos dejaron notas y flores expresando su dolor. "Nos ha sorprendido la noticia en casa y hemos venido para saber más", comento un adolescente a la BBC. "Camden no te olvidará. Todos te queremos y seguiremos queriéndote. Tu leyenda está viva", podía leerse en otra tarjeta.

Varias personas se acercaron a la policía para preguntar sobre lo sucedido asegurando ser amigos. Winehouse era una habitual del barrio y, hasta ayer, resultaba corriente encontrársela en el supermercado o en restaurantes del famoso mercadillo.

Era también conocida por su adicción a las drogas y el alcohol, que en muchas ocasiones ha eclipsado su carrera musical. El mes pasado tuvo que cancelar su gira europea después de ser abucheada por el público en Belgrado tras salir ebria al escenario. Aquel día no logró vocalizar con claridad las letras de sus propias canciones y tuvo que ausentarse en dos ocasiones dejando a sus músicos actuar por ella. Aunque tenía previsto sacar un nuevo disco dentro de poco, tras aquella actuación su representante aseguró que la cantante debía "decir adiós por el momento" a todas las citas musicales que tenía apalabradas.

El pasado miércoles se vio en su última aparición pública cuando se unió a su ahijada musical Donnie Bromfield en el local Roundhouse de Camden.

El crítico de rock del diario Daily Telegraph Neil McKormic afirmó ayer estar conmocionado por la noticia. "Es muy triste, es la más trágica pérdida de talento que yo pueda recordar", y recordó la grabación que hizo con Tony Bennet con motivo del álbum que sacará el cantante en septiembre por su 80 cumpleaños. Esa será su ultima aportación grabada a la música.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 24 de julio de 2011

Fe de errores
En la primera versión de esta noticia se decía que Donnie Bromfield era padrino de Amy Winehouse. En realidad, el nombre correcto es Dionne Bromfield, cantante ahijada de la artista fallecida.