Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

Si hay dinero no hay problemas

Cuando los múltiples abogados elitistas de Strauss-Kahn decidieron contratar un lobby americano, o sea, un grupo de presión que los que se lo pueden permitir hacen que raras veces los que les contratan no consigan lo que quieren. Sabíamos que tarde o temprano la denunciante sería investigada desde que nació hasta ahora y cualquier cosa que haya hecho en su juventud o palabra emitida a la que se pueda dar otra interpretación sería presentada a todas las instancias judiciales y políticas acompañadas de una campaña de prensa y televisión.

Pero la sociedad parece desconocer cómo funcionan estos lobbies en Estados Unidos y ya hemos emitido un juicio: Strauss-Kahn es inocente y Nafissatou Diallo lo urdió todo porque dijo que él tenía mucho dinero. Si continúan pagando a superabogados y al lobby será la camarera la que ha intentado violarle a él y tendrá que pagarle una indemnización. Ni se sabe ni creo que se llegue a saber nunca lo que pasó ni quién es el culpable, pero lo que mucha gente tenemos claro es que con mucho dinero hasta te dan la medalla del Congreso si les das tiempo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 10 de julio de 2011