Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Reporteros Sin Fronteras pide la liberación de un periodista de Eritrea

En septiembre hará 10 años que el periodista Dawit Isaak está encarcelado en Eritrea, sin que se le haya sometido a ningún juicio y ni siquiera se le haya acusado formalmente de ningún delito. Las autoridades del país le detuvieron en 2001, junto a otros profesionales, mientras ejercía su derecho humano básico a la libertad de opinión y expresión. Así lo explica la carta en la que una docena de medios de comunicación europeos apoyan la petición para que el Tribunal Supremo de Eritrea libere a Isaak. Entre ellos están el Dagens Nyheter, de Suecia; Gazeta Wyborcza, de Polonia, y EL PAÍS. También la ha impulsado Reporteros Sin Fronteras.

El periodista eritreo-sueco Dawit Isaak es uno de los profesionales más conocidos del país situado en el llamado Cuerno de África, fundó el diario independiente Setit, cerrado por el Gobierno, y fue encarcelado por haber escrito a favor de las libertades democráticas, explica Reporteros Sin Fronteras.

"Dado que Dawit Isaak está incomunicado, su estado de salud nos preocupa mucho. Algunos de sus colegas han muerto en la cárcel. La familia de Isaak y sus tres hijos viven en Suecia. Los niños no han visto a su padre durante casi 10 años", dice la carta enviada al tribunal eritreo. En ella también se recuerda que el país ha firmado la Declaración Universal de Derechos Humanos, por lo que la retención del periodista constituye "una violación de la legislación nacional e internacional".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 4 de julio de 2011