Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Clausuran el karaoke chino implicado en drogas y juego

Las luces de El cielo y el mundo, el karaoke chino situado en un polígono en la carretera que une Parla y Pinto, han dejado de centellear momentáneamente. El Ayuntamiento que dirige el socialista José María Fraile ha clausurado un local que no ha dejado de dar problemas desde su inauguración. El pasado agosto, durante una gran pelea generada en el interior del local, resultaron heridos de gravedad tres ciudadanos chinos. La Policía Nacional irrumpió en diciembre en la sala para desmantelar una trama de prostitución, tráfico de drogas y juego ilegal. La operación culminó con 28 detenidos. El suceso definitivo que ha supuesto su cierre fue la muerte de Qunde Qui, de 20 años, a primeros de año en las inmediaciones del karaoke y que la investigación relaciona con un ajuste de cuentes por deudas.

El Ayuntamiento de Parla ha tenido que reaccionar tras las dos muertes violentas registradas en su municipio. Fraile aprovechó la detención del asesino de El Panita, el dominicano asesinado este fin de semana en una discoteca, y el cierre de los locales para asegurar que gobierna una "localidad segura". Fraile lanzó un mensaje de "tranquilidad y normalidad a la ciudadanía". A su juicio, los hechos de las últimas semanas "no pueden trastocar la normalidad con la que se vive en la ciudad". "A cualquier persona que ejerza la delincuencia en Parla, se le administrará la contundencia de la justicia". Los asesinatos habían sido aprovechados por el Gobierno regional y el PP local para poner en duda la seguridad de la ciudad.

El cielo y el mundo era el lugar habitual de divertimiento de muchos empresarios chinos que ejercen su actividad en el polígono Cobo Calleja, a escasos kilómetros del karaoke.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 14 de enero de 2011