Zapatero recibe hoy a Gallardón para abordar la crisis de la deuda

Chaves advierte de que no habrá excepciones con Madrid

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha citado esta tarde a las 17.30 en La Moncloa al alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón. Sobre la mesa, la refinanciación de la colosal deuda del Ayuntamiento de la capital, el más endeudado de España (cuya deuda total asciende a 7.145 millones).

Desde que el Ejecutivo central anunciara en septiembre que solo permitirá endeudarse más el año que viene a los Consistorios que no tengan una deuda superior al 75% de sus ingresos, el alcalde ha venido reclamando insistentemente que se le permita refinanciar la de la capital, que llega al 159%. Incluso se lo pidió en persona al presidente del Gobierno el pasado 12 de octubre en una agria conversación anterior al desfile de la Fiesta Nacional.

Más información

De aquella petición salió un documento que el Ayuntamiento envió al Ejecutivo. El objetivo de Gallardón es poder refinanciar la parte de deuda que vence este año, 257 millones de euros, algo fundamental en un momento en que las arcas del Consistorio están vacías debido al descenso de los ingresos por la crisis económica.

El margen de negociación lo estrechó ayer el vicepresidente tercero del Gobierno, Manuel Chaves, al asegurar que no habrá una excepción con el Consistorio regido por Alberto Ruiz-Gallardón. "No podemos hacer excepciones; si las hacemos, el objetivo de déficit que nos hemos marcado todos correría peligro", dijo ayer Chaves durante una intervención en unos desayunos organizados por Europa Press.

La respuesta del Ayuntamiento de Madrid a las declaraciones de Chaves apuntaban ayer una posible vía de negociación para la salida de la crisis. La petición del Ayuntamiento al Ejecutivo no fue a título individual, explican, "sino conjunta para todas las ciudades".Esta afirmación podría traducirse en que el Ayuntamiento todavía confía en que el Gobierno apruebe una medida que permita refinanciar la deuda a todos los Consistorios nacionales y de ese modo no se haga una excepción con Madrid. Una petición, por otra parte, ya presentada por la Federación Española de Municipios y Provincias el pasado mes de octubre y a la que todavía se agarran en el palacio de Cibeles.

Todo esto, con la preparación de los Presupuestos municipales para 2011 muy avanzada y con dos escenarios previstos por el equipo de Gallardón: uno para el caso de que la decisión del Ejecutivo sea autorizar la refinanciación de la deuda para 2011 y otro para el caso de que la respuesta sea negativa. "El tiempo de respuesta es el tiempo de tramitación de los Presupuestos Generales del Estado", dijo Gallardón el pasado jueves tras la Junta de Gobierno a la pregunta de cuándo esperaba una decisión del equipo económico de Zapatero.

Curándose en salud, el Consistorio presentó la semana pasada un recurso contencioso-administrativo ante el Tribunal Superior de Justicia de Madrid contra la decisión del Gobierno de impedir a la capital refinanciar su deuda, que se retiraría en el caso de que el Ejecutivo aceptara la propuesta que envió Gallardón a Zapatero.

A falta de una respuesta definitiva del Gobierno, la imposibilidad de refinanciar la deuda supondría un mazazo a los Presupuestos municipales de 2011, que ya de por sí se anuncian restrictivos. El Ayuntamiento no tiene dinero, y eso se está traduciendo en recortes en todas las áreas de gobierno y los distritos: menos horas de ayudas a los mayores, retirada de subvenciones a ONG, paralización de proyectos que debían realizarse en esta legislatura, supresión de servicios... Y el retraso en el pago a los proveedores, que alcanza ya los 11 meses en algunos casos y ha provocado amenazas de huelga en algunas contratas del sector de la limpieza ante la imposibilidad de pagar la nómina a sus trabajadores.

El portavoz del PSOE en el Ayuntamiento, David Lucas, declaró ayer que "no puede haber excepciones que traten a unos Ayuntamientos de manera diferenciada con otros" y que "cualquier solución a la financiación futura de los Ayuntamientos ha de ser global, y no dando soluciones parciales y, precisamente, a Ayuntamientos como el de Madrid, que ha incumplido todo lo acordado por diferentes instituciones".

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 17 de noviembre de 2010.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50