Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Galaxia Gutenberg sale de Círculo de Lectores

Marcharse antes de sufrir demasiados daños... o morir. Esa ley clásica de la naturaleza es la que se ha autoaplicado Galaxia Gutenberg-Círculo de Lectores, sello editorial de distribución en librerías del club de lectura y que ahora se independiza del grupo Bertelsmann donde nació en 1992. Cinco meses después de la entrada en un 50% del grupo Planeta en el club de ocio, Joan Tarrida, durante 11 años director general de Círculo y también responsable literario de Galaxia Gutenberg, abandonará Bertelsmann para entrar con "un porcentaje fuerte" en el accionariado de la nueva empresa que, eso sí, compartirá con Círculo de Lectores.

"Lo que se hace es independizar la gestión de la editorial, sacarla de la estructura de Círculo para, precisamente, poder preservarla", comentan al unísono Tarrida y Joaquín Álvarez de Toledo, nuevo director general de Círculo de Lectores y representante del mismo en la refundada Galaxia Gutenberg, que mantendrá el epígrafe Galaxia-Círculo. ¿Qué amenazas se cernían sobre el sello? "Peligraba su producción: muchos títulos salían porque no se contabilizaba el uso de la infraestructura de Círculo; ahora, con otro tipo de dinámicas y acuerdos, esos libros se podrán mantener", apuntan.

Menos obras completas

Con "una estructura muy ligera" de tres o cuatro personas, que podrían ser algunas de las que hoy ya trabajan para Galaxia, y "bastante colaboración externa" se intentará mantener los casi 50 títulos al año que hoy programa Galaxia Gutenberg. Pero no habrá más milagros: el darwinismo es implacable. Así, la tan prestigiosa y cuidada como costosa serie de Obras Completas de Galaxia-Círculo será más reducida. "Muchos autores publicados han tenido una demanda escasa entre los socios y una salida pobre en librerías; ahora, habrá que mirarlo mucho cuando se lance un nombre", apunta Álvarez de Toledo. Sin embargo, se mantendrán las ya contratadas para 2011: las de Guillermo Cabrera Infante y las de los hermanos Joan Ferraté y Gabriel Ferrater.

Llenar los "espacios olvidados" en ensayo, pensamiento e historia y "redescubrir" grandes autores (como en noviembre se hará con Boris Pasternak y su El doctor Zhivago, traducida por vez primera directamente del ruso) es la estrategia que dibuja Tarrida para la nueva Galaxia-Círculo, que prevé independizarse a todos los efectos en enero y contar con sede propia.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 10 de septiembre de 2010