Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El fiscal archiva las pesquisas sobre el patrimonio de Bono

Los hechos denunciados por el PP no constituyen delito

La Fiscalía del Tribunal Supremo ha decidido archivar la investigación abierta a instancias del Partido Popular en junio pasado sobre un presunto enriquecimiento ilícito del presidente del Congreso, José Bono.

Bono aportó hasta 17 documentos entre los que se incluían las declaraciones de bienes realizadas por él y su esposa al acceder al cargo de presidente de Castilla-La Mancha y al cesar en dicho puesto; así como cuando tomó posesión como presidente del Congreso.

El PP denunció que Bono podría haber cometido delito fiscal y contra la Administración. Agregaba que habían mantenido relaciones presuntamente irregulares con promotores inmobiliarios y con patrocinadores de la Hípica Almenara, a los que se atribuyen actuaciones en beneficio de los negocios de Bono y que generan dudas sobre la licitud de su patrimonio.

El mandatario y su esposa generaron casi un millón de euros en 2008

Sin embargo, el fiscal señala: "No se ha acreditado que haya habido entrega de dádiva o regalo, y consecuentemente, tampoco que haya habido contraprestación por parte del denunciado". Es decir, que "no hay prueba, ni directa ni indiciaria, que permita aseverar que se han cometido los delitos a los que se alude en la denuncia". Los certificados de la Consejería de Economía de Castilla-La Mancha acreditan que "ni la empresa Reyal Urbis SA, ni la denominada Retiro Construcciones han sido adjudicatarias de contrato alguno ni han recibido cantidad alguna como ayuda o subvención de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha".

La Consejería de Agricultura y el Ministerio de Defensa realizan certificaciones similares respecto de otras empresas mencionadas por la denuncia del PP.

El fiscal entiende que de la documentación aportada "se acredita que la capacidad de generar ingresos" por parte de Bono y su esposa, aun cuando dicho matrimonio se rija por el régimen de separación de bienes, "puede considerarse como muy alto como corresponde, si se atiene a las ganancias generadas por los mismos durante el año 2008, a la cuantía aproximada de un millón de euros". Ello, según el fiscal, "igualmente justifica su alta capacidad de endeudamiento de la que son pruebas las dos hipotecas constituidas para garantizar una deuda global de 903.989 euros".

"No se trata, por tanto", agrega el documento de archivo, "de incrementos patrimoniales no justificados, que fueron resultado de actividades ilícitas, ni tampoco de blanqueo de capitales ilegalmente adquiridos. El patrimonio procede de la herencia de los padres y de actividades profesionales del matrimonio". El fiscal concluye que no se han acreditado ninguna de las otras imputaciones sobre su relación con el constructor Francisco Hernando o por la retransmisión en RTVE de concursos en la hípica.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 20 de julio de 2010