Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El paro vuelve a bajar en junio

La caída del desempleo en 55.250 personas es la mayor en el mes desde 2001 - El inicio de la temporada turística y la inversión municipal mejoran las cifras

Tras 13 meses de aumento del paro, el mercado laboral parece que empieza a ver un poco de luz. En junio ha bajado el desempleo, por segundo mes consecutivo. El inicio de la temporada estival y el plan de inversiones de los ayuntamientos han permitido recortar la cifra de parados registrados en 55.250 personas respecto de mayo, según del Ministerio de Trabajo. La cifra total se sitúa en 3.564.889.

Un buen dato, no sólo por la segunda bajada consecutiva -que ya es bastante teniendo en cuenta la coyuntura actual- sino porque hay que remontarse hasta junio de 2001 para encontrar un recorte mayor.

Pero se trata sólo de un buen dato. No cabe desatar la euforia, ni concluir que el escenario de fondo ha cambiado. Cuando se efectúa la comparación anual, el salto del desempleo asusta: 1,7 millones más de parados. Y si el dato se toma sin los efectos del calendario, el paro ha subido levemente, en 107 personas.

España sigue a la cabeza en tasa de paro de la UE, con el 18,7% en mayo

"Es, sin duda, una buena noticia", describió ayer la secretaria general de Empleo, Maravillas Rojo, para continuar matizando, "hay que esperar para saber si es un dato de cambio de situación". Rojo también admitió que para que se cree empleo es necesario que crezca el producto interior bruto (PIB). Y eso, de momento, parece lejos en el tiempo. En el primer trimestre del año, el PIB cayó un 3% y el Gobierno prevé un recorte del 3,6% para el conjunto del año.

En la misma línea de cautela, se expresa Florentino Felgueroso, profesor de la Universidad de Oviedo: "Hay que esperar unos meses. Que pase el verano y ver la encuesta de población activa [la mejor radiografía del mercado laboral español] del tercer trimestre del año para sacar conclusiones".

En cambio, Valeriano Gómez, conocedor del mercado laboral y predecesor de Rojo en el Ministerio de Trabajo, con Jesús Caldera, va más allá. Cree que el mercado laboral ha tocado fondo. "Da la impresión de que en marzo y abril pasó lo peor", concluye al realizar comparaciones anuales, "pero todavía falta un largo trecho para levantar la cabeza".

El análisis sectorial muestra que los servicios, donde más se nota la campaña de verano, ha sido el sector que recoge mayores frutos de la caída del paro, seguido de construcción e industria. En cambio, en la agricultura y entre quienes demandan un empleo por primera vez subió el paro.

A pesar de la estacionalidad de las cifras, no hay que olvidar que el año pasado ni la temporada estival evitó el aumento del paro. Aunque en 2008 por estas fechas, el Gobierno -todavía empeñado en negar la crisis- no había puesto en marcha medidas como el fondo de inversión local, que hasta el 30 de junio ha generado en la construcción 163.185 nuevos contratos y emplea a casi 400.000 personas en general.

También invita a la prudencia la evolución de la afiliación a la Seguridad Social en junio, que cayó en 5.501 personas, que muestran la evolución del mercado laboral por el lado del empleo y no por el del paro. El tirón de las actividades sanitarias, los servicios sociales (23.016) y la hostelería (11.264), no bastaron para compensar la caída de la educación (32.463) por el final del curso académico.

La caída de paro fue recibida con "alegría" por los empresarios. Pero no por ello dejaron de insistir en sus reclamaciones: "Hay que hacer las reformas que estamos poniendo encima de la mesa al Gobierno central y a los autonómicos". En la otra orilla, UGT aprovechó la noticia de ayer para defender la intervención de las políticas públicas, mientras CC OO apostó por el diálogo social para encontrar fórmulas que contengan el paro.

Por su parte, el líder de la oposición, Mariano Rajoy, admitió que el dato del paro en junio "no es malo", pero recordó que la tasa de desempleo en España duplica la de Europa. En auxilio de este argumento, llegaron ayer los datos de Eurostat. Según la oficina europea de estadísticas la tasa de paro en España en mayo alcanzó el 18,7%, frente al 8,9% del conjunto de la UE y el 9,5% de la zona euro.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 3 de julio de 2009