Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La entrada de turistas retrocede a niveles de hace cinco años

La recesión en Alemania y Reino Unido penaliza al sector

Nunca antes, desde que hay estadísticas, la afluencia de turistas extranjeros había descendido en los cinco primeros meses del año respecto al anterior. Esta vez sí. Y lo ha hecho sin remilgos, retrocediendo un 11,8%, según la encuesta Frontur que el Ministerio de Industria publicó ayer. En total visitaron España 18,3 millones de personas, casi dos millones menos que en 2008. Hay que remontarse al año 2004 para encontrar una cifra de turistas similar. El desplome de mayo fue del 11,7%, sólo superado en 2009 por marzo, cuando cayó un 21% debido a la ausencia de Semana Santa.

Los principales proveedores de turistas para España han encabezado, además, los mayores descensos, ya que todos ellos viven una galopante recesión. Reino Unido aportó un 17,8% menos de turistas entre enero y mayo, hasta los 4,6 millones de visitas. El número de viajeros alemanes decreció un 11,2% con 3,6 millones de personas y Francia cayó un 8,9%, con 2,6 millones de entradas.

"Estos datos confirman malos augurios, pero no los peores", explica José Manuel Maciñeiras, presidente de la patronal de agencias de viaje Aedave. Maciñeiras señala que debe tenerse en cuenta la difícil situación de los países de origen, sobre todo la de Reino Unido, cuya divisa se ha devaluado e implica la pérdida de poder adquisitivo de los turistas. "Es raro que hayan venido un 18% menos. Debería ser el 90%", relata.

Las comunidades autónomas más turísticas han encarado el desplome de forma distinta. La peor parada ha sido la Comunidad Valenciana y sus complejos costeros, con un descenso de los viajeros del 19%. Canarias ha sido otra de las más perjudicadas, y ha visto cómo la afluencia en las islas descendía un 14,5%. Andalucía ha experimentado también un retroceso del 12,2%. Cataluña, aunque fue la comunidad que más extranjeros obtuvo, perdió el 11,8% de sus visitas, debido sobre todo al freno de los turistas franceses, su principal nicho. Baleares recibió un 8,5% menos. Sólo Madrid ha superado este periodo con una ligera mejora, del 0,3% frente a 2008.

El sector turístico mantiene unas previsiones negativas para los meses clave del verano. Para hacerles frente y evitar que empeoren, "hay que reforzar las campañas turísticas, mejorar la productividad y reorientar los mercados de origen", explica Maciñeiras. El turismo, que representa un 11% del producto interior bruto, no está, según Aedave, dentro de los sectores más afectados, como el automóvil.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 23 de junio de 2009