El vagón dio varios tumbos y descarriló

El metro entraba en la estación de Moncloa cuando el segundo vagón descarriló y chocó con el túnel. La consola de mandos se apagó. Y el tren, que había dado un par de tumbos según un testigo, quedó parado. Una comisión de técnicos de Metro estudia ahora las posibles causas de ese choque.

El director gerente de Metro, Ildefonso de Matías, descartó ayer que pudiera deberse a un fallo humano, puesto que el tren se movía en modo automático (ATO). En ese tipo de conducción, viaja a la velocidad que transmiten las balizas de las vías para cada tramo, es decir, que también descartan que el accidente se produjera por exceso de velocidad, aunque algunos viajeros protestaron porque el tren se movía "demasiado rápido".

Más información
Día de pánico para 200 viajeros
Reabierta la línea 6 tras retirar el convoy que descarriló

De momento, se barajan dos opciones: una apunta a la vía, otra al tren. El consejero de Transportes, José Ignacio Echeverría, explicó en el vestíbulo una de las hipótesis. "Hay un cruce de vías y ha podido descarrilar en ese punto". Sindicatos y técnicos consultados por este periódico señalaron que el error pudo estar en el vehículo.

El tren, un modelo 7.000 adquirido en 2004 a la empresa italiana Ansaldobreda, pudo sufrir el desprendimiento de alguna de sus piezas que, una vez en la vía, se convirtió en un obstáculo para el resto del vehículo.

La forma en que el tren salió de la vía resulta sorprendente, según varias fuentes. Un técnico de Metro señaló que es "muy extraño" que descarrile sólo un vagón. En el caso del accidente de ayer, con un tren de seis coches, sólo el segundo se salió de la vía y se empotró contra el túnel.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Tanto el PSOE como UGT señalaron como causa del accidente la "falta de mantenimiento" en la circular. La línea 6 está de obras para cambiar la catenaria e implantar un sistema que permitirá que discurran más trenes cada hora.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS