Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
BOADILLA DEL MONTE | 'Caso Gürtel': los municipios afectados

Primero se adjudica, luego se cobra

Martín Morales cobró los 660.000 euros que constan en el auto de Garzón 15 días después de dar el mayor contrato de Boadilla a una constructora

Tomás Martín Morales tiene una larga carrera de cometidos municipales a sus espaldas (asesor en Arganda, concejal en Getafe, cargo de confianza en Boadilla...). Y una abultada cantidad de dinero en su cuenta corriente, según el auto del juez Garzón. El ex vicepresidente y consejero delegado de la Empresa Municipal de Suelo y Vivienda (EMSV) de Boadilla del Monte intermedió "para obtener la adjudicación del proyecto de construcción de la ciudad deportiva" del municipio "a la empresa Hispánica", según consta en el escrito del juez. Se trata de la inversión más importante realizada por el Ayuntamiento de Boadilla, con un presupuesto próximo a los 30 millones de euros, explica Pablo Nieto, portavoz del PSOE local.

Un informe valoró con el doble de puntuación a la constructora

El 10 de mayo de 2007 la mesa de contratación municipal adjudicó el contrato de las obras del "Parque del Deporte y la Salud de Boadilla del Monte" a la constructora Hispánica. Apenas 15 días después, en la caja de dinero negro hallada en la sede de una de las empresas del entramado de corrupción aparecen varios movimientos de dinero. Entre ellos, "tres apuntes de fecha 25 de mayo de 2007 constatando entregas a Tomás Martín en oficina por importes de 150.000, 210.000 y 300.000 euros (660.000 euros), figurando en el primero la referencia Santo y en los otros dos la referencia albondiguilla América y albondiguilla", recoge el auto.

El proceso de adjudicación fue controvertido. El Ayuntamiento encargó dos informes para valorar las propuestas de las empresas. El resultado fue dispar. El realizado por funcionarios municipales para la concejalía de Urbanismo concluyó que la mejor oferta era la de Sacyr (48,8 puntos). Le daba cinco puntos más que a Hispánica (43,81). Pero el otro informe, elaborado por un cargo de confianza del ex alcalde, Arturo González Panero (imputado por el caso Gürtel), para el área de Deportes escogió a Hispánica. La valoró con el doble de puntos que a Sacyr (42 frente a 21,15) e inclinó la balanza en la suma final.

"Un cargo de confianza del ex alcalde firmaba el informe que resultaba definitivo en la adjudicación a la empresa preferida y otro cobraba la comisión dos semanas después", afirma Nieto. "Que cargos de confianza y por tanto absolutamente dependientes del alcalde firmaran informes era una práctica habitual. Lo denunciamos en muchas ocasiones, no sólo por ilegal, sino porque eliminaba el único control que existe sobre estas contrataciones, el informe de un funcionario independiente", concluye el portavoz socialista. Un portavoz del Ayuntamiento aseguró ayer que "el consistorio aprobó que determinados cargos de confianza pudieran equipararse al rango funcionarial para emitir informes vinculantes".

La implicación de cuatro altos cargos en el caso Gürtel no alteraba ayer lo más mínimo la partida de cartas de la sobremesa en el bar frente al Ayuntamiento de Boadilla. "Soy apolítico", mascullaba un parroquiano sin quitar ojo a las cartas. Indiferencia absoluta. Acodada en la barra, la encargada, Emi, defendía al ex alcalde: "Yo creo que es inocente". Le conoce hace 20 años. "Viene aquí a desayunar. Ayer [por el viernes] también vino". No lo tenía tan claro Fernando, que esperaba a un amigo en la calle de José Antonio: "Se veía venir. Mucha obra y mucha rotonda para un pueblo tan pequeño...". Juan y José se desternillaban recordando el apodo del pueblo: Boadilla de las fuentes, porque cada rotonda la coronaba un surtidor. "Y lo peor es que las hacían y meses después las desmontaban para que pasara el tren ligero, como si no supieran el trazado de antes."

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 8 de marzo de 2009