Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los ingenieros informáticos exigen que se regule su profesión

Una cuarta parte de los alumnos de ingenierías en España cursan la especializada en informática. Sin embargo, su profesión no está regulada, es decir, no tiene establecidas por ley unas competencias propias y exclusivas. Es lo que demandan sus cerca de 100.000 estudiantes, así como los profesores y titulados en esta carrera, que se cursa en 75 universidades españolas.

Esta reclamación es anterior a la reforma de las carreras iniciada tras la Declaración de Bolonia de 1999. Pero ha tomado más fuerza cuando el Gobierno ha aprobado los nuevos reales decretos que adaptan los distintos estudios a Bolonia, en los que no se dan atribuciones específicas a los ingenieros informáticos.

En el fondo del debate está si para el ejercicio profesional de la informática debe ser necesario un título específico. Porque otros profesionales, como los matemáticos y físicos, hacen también desarrollos informáticos relevantes. Los representantes de la ingeniería informática argumentan que no se trata de limitar el ejercicio de la informática sólo a los que tengan su título, pero sí en casos concretos: cuando se trate de dirigir y firmar determinados proyectos de alto riesgo. Por ejemplo, los sistemas informáticos bancarios, los de salud pública, los que recogen expedientes médicos... Es decir, trabajos en los que está en juego, entre otras cosas, la protección de datos. Estos profesionales quieren responsabilizarse de esos proyectos, aunque los equipos que los ejecuten sean multidisciplinares.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 8 de diciembre de 2008