Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Selectividad registra la nota media más alta en décadas

La Selectividad catalana ha registrado en 2008 la nota media más alta (6,05) desde al menos 1991, según datos de la Generalitat. "Las notas no han sido mucho mejores", reconoció ayer Blanca Palmada, la comisionada de Universidades, en la presentación de los resultados de las pruebas de acceso a la Universidad (PAU). El promedio ha subido 14 décimas respecto el año anterior (5,92). El incremento basta para batir los registros de unas PAU enquistadas en la barrera del 6, promedio superado tres veces en los últimos 15 años. La prueba fue aprobada por 622 alumnos más que en 2007 (el 90,1% por el 87,2%).

El incremento se ha gestado gracias a la mejora en las asignaturas específicas de modalidad y a pesar del resultado de las materias comunes. En especial, las de lengua castellana (6,25) y catalana (5,52). Esta última ha registrado los peores resultados desde 2005 pese a que, según los docentes, el examen fue el más asequible de los últimos años. El mayor promedio de notas se ha producido en las materias de Electrotecnia, Mecánica y Economía, cuyas medias han aumentado alrededor de medio punto respecto a 2007.

"Reformas a la inversa"

El dato inquieta a los docentes de lengua catalana y castellana porque el Departamento de Educación pretende suprimir una hora de sus asignaturas para reforzar la especialización de los alumnos. "Las PAU nos da la razón", aseguró Xavier Cases, responsable de lenguas de un centro barcelonés. "Cada vez hay mejores resultados en materias específicas mientras que las lenguas llevan décadas estancadas. La reforma de Educación va a la inversa de las necesidades", lamentó.

Lejos de esta interpretación, Palmada se centró en elogiar el método de las PAU. "Funciona y no vemos urgencia alguna en modificarlo", aseveró en alusión a la intención del Gobierno central, que pretende reformar las pruebas el año próximo.

Con todo, los alumnos han recuperado pie con las matemáticas. Tanto las puras como las aplicadas a ciencias sociales (4,72 y 4,64 en 2007) han obtenido un 5,38 y un 5,19, respectivamente. Es un dato que alivia la crudeza del informe Pisa revelado el año pasado. En este estudio internacional, el nivel matemático de los españoles quedó en el puesto 24 de 30 países.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 27 de junio de 2008