Telefónica lanza bonos por 1.250 millones para refinanciar la deuda

La CMT está dispuesta a ampliar los plazos para el despliegue de red de fibra

Telefónica necesita liquidez. Y los inversores están dispuestos a prestársela. La operadora ha aprovechado una mejora relativa de los mercados para lanzar una emisión de bonos a cinco años por 1.250 millones. Se trata de la mayor emisión de este tipo que lleva a cabo la empresa que preside César Alierta en más de un año. Con la emisión se refinancia anticipadamente deuda que vence en el año 2009.

La emisión se ha fijado a un tipo del 5,58% y con una prima de 94 puntos básicos sobre el índice de referencia de emisiones de deuda (mid swaps), que supone casi el doble de prima que antes de la crisis financiera, pero mucho menos de la que le exigían en los momentos más álgidos de la misma. Telefónica es la segunda gran compañía no financiera española que emite bonos tras la crisis. Iberdrola logró colocar en abril sus títulos a cinco años con una prima de 83 puntos básicos.

En tanto, la operadora ha sufrido un nuevo revés en Italia. A los problemas internos y financieros de su socio Telecom Italia, se une la amenaza cada vez más acuciante de que el Gobierno le despoje de la licencia de telefonía móvil de tercera generación por la que Telefónica pagó en 2000, en compañía de otros socios, más de 3.200 millones de euros.

La Corte de Apelaciones dictó un veredicto el 14 de mayo en el que respalda la posición del Gobierno para que Ipse, el consorcio que lideraba Telefónica, devuelva la licencia al no haber cumplido las condiciones de la concesión y no haber desplegado una red, según informó ayer Cinco Días.

Además, la prensa italiana se ha hecho eco también de la posición adoptada el pasado día 21 por el organismo regulador de las telecomunicaciones (AGCOM), que ha recomendado al Gobierno de Silvio Berlusconi que vuelva a subastar las licencias, aunque a un precio mucho menor que el que pagó Telefónica.

Telefónica tiene un conflicto similar planteado en Alemania, por cuya licencia pagó, junto a Telia Sonera, 8.400 millones de euros. La operadora vendió a bajo precio su concesión en Austria y tuvo que devolver la licencia en Suiza.

Por otra parte, el presidente de la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones, Reinaldo Rodríguez, afirmó que está dispuesto a modificar algunas de las medidas cautelares impuestas a Telefónica para tender su nueva red de fibra óptica.

En fuentes del sector se entiende que la CMT será flexible para ampliar el plazo de cuatro meses con que cuenta el ex monopolio para preparar su red con el objeto de que pueda ser compartida por sus competidores, con carácter temporal.

EL PAÍS de la mañana

Despiértate con el análisis del día por Berna González Harbour
RECÍBELO

Regístrate gratis para seguir leyendo

Sobre la firma

Ramón Muñoz

Es periodista de la sección de Economía, especializado en Telecomunicaciones y Transporte. Ha desarrollado su carrera en varios medios como Europa Press, El Mundo y ahora EL PAÍS. Es también autor del libro 'España, destino Tercer Mundo'.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS