Unos encapuchados atacan la clínica abortista Dator de Madrid

Cinco encapuchados atacaron en la madrugada de ayer la clínica de abortos Dator de Madrid, una de las más antiguas de España. Los agresores, todos hombres según el vigilante de seguridad del centro, lanzaron piedras y otros objetos contundentes contra los cristales de la clínica en la que pasaban la noche varias mujeres ingresadas, un médico y varias enfermeras. La cristalera del centro de abortos quedó totalmente destrozada. Esta es la segunda vez en menos de dos semanas que la clínica es atacada. Hace cuatro días un médico y dos enfermeras fueron agredidos a la salida del centro.

El ataque de ayer se presenta como un aperitivo al que las clínicas abortistas pueden sufrir mañana, festividad de los Santos Inocentes y un día en el que, año tras año, estos centros sufren agresiones. Ayer, Dator amaneció con los cristales rotos.

Más información

"El guarda de seguridad vio desde la clínica cómo cinco hombres totalmente cubiertos con bufandas, gorros o capuchas lanzaban piedras. Incluso contra los cristales blindados de la entrada. No salió. Tiene orden de quedarse en el centro donde además estaban ingresadas varias mujeres", asegura Gael Leveder, portavoz de Dator. La zona de las habitaciones está en la parte interior de la clínica, con lo que las mujeres ingresadas, el médico y las enfermeras que dormían en el centro no sufrieron ningún daño. La clínica presentó ayer una denuncia por lo ocurrido y envió una carta a la delegación del Gobierno en Madrid. Le exigen que tome "medidas urgentes que pongan fin a la actuación hostil de los grupos ultras contra las clínicas y los trabajadores" y piden mayor protección para los médicos y enfermeras que trabajan en las clínicas de abortos.

Hace cuatro días un médico de la clínica y dos enfermeras fueron atacados por un grupo de exaltados a la salida de la clínica. Los agresores les lanzaron huevos, les insultaron y les amenazaron. Algo que Leveder declara como "inaceptable". "No tenemos protección y las agresiones a los profesionales que trabajan en estos centros se multiplican. Esto dificulta mucho su labor. También perjudica a las mujeres que vienen a las clínicas. No hay derecho", critica la portavoz de Dator.

Las clínicas de abortos de toda España han solicitado protección policial para el día 28. Una fecha para la que hay convocadas varias manifestaciones contra el aborto.

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 26 de diciembre de 2007.

Lo más visto en...

Top 50