Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Examen a la educación secundaria

El nivel excelente de ciencias está vacío

El sistema educativo español es de los más justos del mundo, lo que quiere decir que las diferencias de resultados entre los mejores y los peores alumnos no son muy altas, muy cerca del índice de equidad de Finlandia. El problema es que apenas tiene alumnos en los niveles más altos de resultados. De hecho, en ciencias no tiene ningún alumno en el nivel más alto y sólo un 5% en el nivel anterior, siendo la media de los dos en la OCDE del 9%. Algo muy parecido ocurre con los alumnos excelentes en matemáticas (un 8,3% en España, frente a un 10,9% de la OCDE) y en lectura, que en lugar de dividirse en seis, se divide en cinco, un 1,8% están en esa escala más alta, frente a un 8% de media de los países desarrollados.

Por abajo, en cuanto a los alumnos que están en el nivel 1 o por debajo, es decir, que fallan en lo más básico de ciencias, la media española esta un poco mejora que la de la OCDE, con 5%+15% frente a un 7%+17%. En matemáticas, también hay menos españoles más españoles con peores resultados que en la media de la OCDE, matemáticas, 24,7% frente a 26,2%. Sin embargo, una vez más en este informe, el palo llega a la hora de la lectura, en los niveles más bajos de lectura está en 25,7% frente al 23,1% que tiene esos resultados, de media, en la OCDE.

Así, una vez más el grueso de los alumnos españoles se encuentra en una posición media -de nuevo, mediocre, según a quién se le pregunte- y la propia ministra de Educación, Mercedes Cabrera, reconoció que la mejora de la educación española es tanto reducir los alumnos con peores resultados como aumentar esos estudiantes que obtienen las calificaciones excelentes.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 5 de diciembre de 2007